Gloria Fuertes (1917 - 1998) fue una de las autoras más representativas de la Generación del 50.

Madrileña, nació en el barrio de Lavapiés en el seno de una familia humilde. Desarrolló sus habilidades poéticas y literarias sobre todo dirigiéndose al público infantil, hasta el punto de llegar a ser un verdadero icono y un personaje público.

Grandes frases de Gloria Fuertes

Esta mujer dejó una huella imborrable en la literatura para niños del siglo XX en España. Vamos a conocer más en profundidad su pensamiento y su estilo poético a través de las mejores frases (y versos) de Gloria Fuertes (sobre la educación, el amor, la poesía...).

Empecemos, sin más dilación.

1. ¡La mujer y el niño necesitan más cariño, qué leche!

Ciertamente, el género femenino y los niños estuvieron especialmente desprotegidos durante la época de posguerra. Así lo aseveró Gloria Fuertes.

2. En el mundo animal pasan las cosas más bellas de la vida.

Naturalista, en esta cita célebre dejó claro su pasión por el mundo animal.

3. Y crear esa frase que abrace todo el mundo; los poetas debiéramos arrancar las espadas, inventar más colores y escribir padrenuestros.

Sobre el oficio de poeta.

4. Presiento que me quiere quien no puede quererme.

Uno de tantos versos en que se quejó de su poca suerte en el ámbito romántico.

5. A veces quiero preguntarte cosas, y me intimidas tú con la mirada, y retorno al silencio contagiada del tímido perfume de tus rosas.

Una sentencia que declara un amor respetuoso y puro.

6. La luna sin espejo de la noche, la noche sin misterios por la luna, entonces me di cuenta, tienes una espalda tan hermosa como un ciervo.

En la intimidad de la noche surgen miradas únicas y llenas de belleza.

7. ¿Quién dijo que la melancolía es elegante? Quitaos esa máscara de tristeza, siempre hay motivo para cantar, para alabar al santísimo misterio, no seamos cobardes, corramos a decírselo a quien sea, siempre hay alguien que amamos y nos ama.

Una oda a la esperanza en el ámbito amoroso.

8. Se puede crear pintura, escultura y música abstracta, pero una casa, un amor y un poema no pueden ser abstractos.

Deben ceñirse a una concreción mística. Una bella contradicción relatada por Gloria Fuertes.

9. ¡Los poetas amamos a la sangre! A la sangre encerrada en la botella del cuerpo, no a la sangre derramada por los campos, ni a la sangre derramada por los celos, por los jueces, por los guerreros; amamos a la sangre derramada en el cuerpo, a la sangre feliz que ríe por las venas, a la sangre que baila cuando damos un beso.

Los poetas, en resumidas cuentas, aman la pasión y el goce.

10. En el árbol de mi pecho hay un pájaro encarnado. Cuando te veo se asusta, ¡eres un espantapájaros!

A libre interpretación del lector.

11. Debemos inquietarnos por curar las simientes, por vendar corazones y escribir el poema que a todos nos contagie.

La misión última de todo poeta que se precie.

12. Poetas, no perdamos el tiempo, trabajemos, que al corazón le llega poca sangre.

Otra frase de Gloria Fuertes que marca el camino a seguir para los de su gremio.

13. Lo mejor del olvido es el recuerdo.

Valiente paradoja de un corazón melancólico.

14. Cristales de tu ausencia acribillan mi voz, que se esparce en la noche por el glacial desierto de mi alcoba. Yo quisiera ser ángel y soy loba. Yo quisiera ser luminosamente tuya y soy oscuramente mía.

Uno de sus versos más inolvidables.

15. En vista de lo visto me desvisto, me desnudo a mí misma y me mantengo, me encanta este tener lo que no tengo.

Una serie de paradojas con un cariz poético y enternecedor.

16. Alto profundo es esto que nos une, esto que nos devora y que nos crea; ya se puede vivir teniendo el alma cogida por el alma del que esperas.

Definiendo el amor.

17. Detestamos a los cazadores y más a los disecadores —peor que quitar la vida es conservar la muerte—.

Sobre la repulsión que le causaba el maltrato animal.

18. La poesía no debe ser un arma, debe ser un abrazo, un invento, un descubrir a los demás lo que les pasa por dentro, eso, un descubrimiento, un aliento, un aditamento, un estremecimiento. La poesía debe ser obligatoria.

Un verso que nos descubre su amor por este género literario.

19. Qué mal género es el género humano.

Sobre la desazón que le producían algunos actos humanos.

20. El astronauta desde la luna dijo: -Todo va OK... lo que apenas se puede aguantar es este silencio.

En otra galaxia, y sin embargo, tan perdidos.