Proust fue uno de los escritores más importantes de principios del siglo XX.

Leer las frases de Marcel Prous más inspiradas es una manera de reconocer la genialidad de este escritor. Seguramente nos encontremos ante uno de los novelistas más importantes de la Francia del siglo XIX y XX, tanto por su condición de brillante escritor como de abrumadora teoría filosófica. Nacido en París en el seno de una familia acomodada y tradicionalista, Valentin Louis Eugène Marcel Proust (1872 - 1922) no tuvo una vida fácil.

Ya a temprana edad, sufría dificultades físicas que afectaron gravemente su salud, especialmente provocadas por el asma. Entonces, la sobreprotección que recibió por parte de sus cónyuges le supuso una dependencia parental importante, hecho que le afectó cuando su madre murió súbitamente.

Sin embargo, esta vida sedentaria le sirvió para cultivar un mundo interior apasionante e imaginativo, que le hacía volver a sus recuerdos una y otra vez. Esto se plasmó en su creatividad y sabiduría: incluso si casi no podemos movemos de la cama, la vida sigue.

Las frases de Marcel Proust más memorables

En este artículo daremos un repaso a las frases de Marcel Proust más relevantes del autor francés.

1. Las nueve décimas partes de los males que sufren las personas, surgen de su intelecto

Curiosa manera de poner en entredicho la inteligencia humana.

2. No es sólo a fuerza de mentir a los demás, sino también de mentirnos a nosotros mismos, que dejemos de notar que estamos mintiendo

Es la regla número uno para saber mentir.

3. El deseo hace que todo florezca; la posesión hace que todo se se desvanezca

Proust sabía de primera mano lo que significaba ser posesivo.

4. La gente no sabe cuándo están felices. Nunca son tan infelices como se creen que son

Para Marcel la felicidad era una carencia en la sociedad.

5. Los lazos que nos unen a otro ser humano son santificados cuando él o ella adoptan el mismo punto de vista

En la vida nos relacionamos con gente que se parezca a nosotros.

6. Demos gracias a las personas que nos hacen felices; ellas son los encantadores jardineros que hacen florecer nuestra alma

Una excelente manera de saber ser agradecido con los demás.

7. A partir de cierta edad hacemos como que no nos importan las cosas que más deseamos

Según Proust las prioridades cambian cuando no conseguimos los objetivos marcados a priori.

8. Uno no cambia, convertirse en una persona diferente, sin dejar de sentir los sentimientos de la persona que uno ha dejado de ser

Marcel describe perfectamente una verdad que a menudo es rechazada.

9. Todas nuestras decisiones finales se toman en un estado que no va a durar

Nada es lo correcto o lo incorrecto. Todo puede variar según el momento.

10. El único verdadero paraíso es el paraíso perdido

Curiosa manera de describir un lugar tan deseado por el ser humano.

11. No recibimos la sabiduría; debemos descubrirla por nosotros mismos

Para Marcel Proust uno debería alcanzar conocimiento de manera autodidacta.

12. Las cosas que más deseamos son las que fingimos no desear

Estamos hechos para disimular aquello que más anhelamos.

13. Mentimos toda la vida incluso, o sobre todo o tal vez sólo, a quienes nos aman

En esta frase se recoge la gran verdad de cualquier sociedad.

14. Vale más soñar la vida propia que vivirla, aunque vivirla es también soñarla

Sea como fuere, hay que disfrutar de nuestro día a día.

15. El único verdadero viaje de descubrimiento consiste no en buscar nuevos paisajes, sino en mirar con nuevos ojos

Todo depende de cómo enfoquemos los cambios, cómo miramos hacia las nuevas experiencias.

16. Los celos, que pasan el tiempo haciendo suposiciones falsas, cuando de lo que se trata es de descubrir la verdad

En esta frase de Marcel Proust se descibre perfectamente un sentimiento tan preocupante para dos personas que se aman.

17. La felicidad en el amor no es un estado normal

Marcel Proust era un gran defensor del amor, pero no confundía este estado con la felicidad.

18. A veces estamos demasiado dispuestos a creer que el presente es el único estado posible de las cosas

El autor francés también le gustaba mirar siempre más allá del día a día.

20. La ambición embriaga más que la gloria

El deseo de querer conseguir algo es muy atractivo y estimulante.

21. El amor es el espacio y el tiempo medido por el corazón

Excelente manera de describir el amor.

22. Para el beso, la nariz y los ojos están tan mal colocados como mal hechos los labios

Marcel Proust era un genio a la hora de describir situaciones. El beso era un fenómeno al que prestaba especial atención.

23. Los celos no son corrientemente más que una inquieta tiranía aplicada a los asuntos del amor

De nuevo, vuelve a concienciarnos de lo que significan los celos.

24. Cada beso llama otro beso

El beso es algo adictivo entre dos personas que se aman.

25. La verdadera felicidad no consiste en encontrar nuevas tierras, sino en ver con otros ojos

Ya mencionado algo al respecto, Marcel Proust vuelve a insistir en cómo afrontar nuevas experiencias.

26. Tan difícil sería cortar los besos que se dan en una hora, como las flores de un campo en el mes de mayo

Esta frase consigue describir a la perfección lo que el acto de besar significa.

27. Así ocurre con nuestro pasado. Es trabajo perdido el querer evocarlo, e inútiles todos los afanes de nuestra inteligencia

Siempre hay que mirar hacia adelante.

28. Mi cobardía me hizo a la vez un hombre, e hice lo que todos los hombres que miraran cara a cara el sufrimiento y la injusticia

Marcel tuvo una infancia y adolescencia complicada.

29. La felicidad es beneficiosa para el cuerpo, es el dolor el que desarrolla los poderes de la mente

Según Proust debemos intentar ser lo menos escépticos posible.

30. Poco a poco, el recuerdo que desaparecía, me había olvidado de la chica de mis sueños

Un ejemplo de cómo es el estilo nostálgico de este escritor.

31. A menudo es difícil de soportar las lágrimas que nosotros mismos hemos causado

Hacer daño a los demás nos hace daño a nosotros primero.

32. Siempre trata de mantener un trozo de cielo por encima de tu vida

La ilusión e imaginación hace de nuestra corta vida un buen estímulo.

33. Tenemos la desgracia de pertenecer a este mundo

El autor era un poco negativista para con el ser humano.

34. Si un poco sueño es peligroso, la curación para ello no es soñar menos, es soñar todo el tiempo

Aunque nos decepcione una ilusión, no hay que perderla para el futuro.

35. ¡Con qué naturalidad nacen los besos en esos tiempos primeros del amor!

Marcel era un obsesionado con los besos.

36. Estamos curados de un sufrimiento solamente al experimentarlo al máximo

Sólo viviendo varias malas experiencias podremos superarlas.

37. Querido amigo: me he muerto casi tres veces desde esta mañana

No sabemos exactamente qué quiere decir el autor con esta frase.

38. El tiempo, que cambia a las personas, no altera la imagen que tenemos de ellas

Da igual cómo cambiemos o nos transformemos, a menudo eso no cambia para los demás.

39. El amor es un ejemplo notable de cómo la poca realidad significa para nosotros

Estupenda manera de describir el sentimiento del amor.

40. El tiempo que tenemos es elástico; las pasiones que sentimos lo expanden, los sueños lo contraen; y el hábito llena lo que queda

Esto era para Marcel Proust la vida.

41. Viene tan pronto el momento, en que ya no hay nada que esperar

Las cosas llegan, sólo hay que esperarlas.

42. Mi destino ya no es un lugar, sino una nueva forma de ver

Afrontar la vida según la realidad que proyectemos.

43. La lectura es el milagro fructífero de una comunicación en medio de la soledad

Leer siempre es una ventaja tanto a nivel personal como profesional.

44. El amor, siempre insatisfecho, vive en el momento en que está a punto de llegar

El amor era una temática muy presente para Marcel Proust.

45. Al igual que muchos intelectuales, era incapaz de decir una cosa simple de una manera sencilla

La intelectualidad hace que a veces no sepamos describir bien nuestros pensamientos.

46. Dejemos las mujeres bonitas a los hombres sin imaginación

Contundente declaración que en caso de haber sido escrita hoy causaría controversia pero que resultaba normal en el contexto de la época de Proust.

47. Siempre es así, impulsados por un estado de ánimo que está destinado a no durar, tomamos nuestras decisiones irrevocables

El temperamento nos juega malas pasadas en muchas ocasiones.

48. Sólo a través del arte podemos salir de nosotros mismos y saber lo que otra persona ve

El arte hace que nos evadamos, nos ilusiona y cura la decepción.

49. Desconfía del hombre que nunca llora, suele ser el más cobarde

Proust era conocido por sussensibilidad declarada abiertamente, poco común en hombres de su época.

50. Debemos ser valientes enfrentándonos a nuestras propias contradicciones, antes que resaltar la de los demás

Para criticar a los demás, debemos ser mejores.

51. Enamorarse es el último estado vital de nuestra existencia

El amor parece ser el estado final de nuestra vida.

52. Cuando tomes una decisión no deseada, no te arrepientas en la posteridad

Marcel Proust era muy poco dado al arrepentimiento.

53. Si no te gusta la realidad en la que vives, inventatela

El autor vuelve a insistir en que todo depende del punto de vista con el que proyectamos nuestra realidad.