La hipnosis es una forma de intervención terapéutica tan útil como interesante. Las investigaciones realizadas durante décadas acerca de su funcionamiento y modos de aplicación han hecho que hoy en día existan varias formas de hipnoterapia, y que muchos psicólogos se formen para usarlas a la hora de ayudar a sus pacientes.

Pero... ¿en qué consiste, exactamente, la hipnosis? Para entender mejor las lógicas de funcionamiento de esta páractica en el ámbito de la salud mental y el bienestar emocional, en este caso entrevistamos a una experta en el tema, la psicóloga Yone Alvarez Boccardo.

Entrevista a Yone Alvarez: los beneficios de la hipnosis aplicada en terapia

Yone Alvarez Boccardo es psicóloga experta en el uso de la hipnosis, y atiende tanto de manera presencial en su consulta de Barcelona como a través del servicio de psicología online. En esta entrevista nos habla acerca de lo que es la hipnoterapia tanto en la teoría como en la práctica.

¿Qué es lo que hizo que te interesaras en la hipnosis aplicada en terapia como ámbito en el que formarte profesionalmente?

La psicoterapia tiene un amplio espectro de beneficios para las personas, sin embargo, debemos seguir evolucionando como profesionales y ampliar nuestros marcos de referencia teórica y técnica para brindar a nuestros consultantes un tratamiento de mayor riqueza para su desarrollo personal, que vaya más allá del restablecimiento de su equilibrio anterior.

En mi búsqueda me encontré con nuevas corrientes teóricas y filosóficas, que introducen nuevamente en la atención de las personas un método de sanación a partir de la hipnosis. En el desarrollo de mi práctica como hipnotista, me encuentro trabajando con mucha mayor profundidad en los dilemas personales más profundos de las personas, ayudándoles a encontrar sus propias respuestas a los grandes cuestionamientos en sus vidas que les generan casi siempre mucho sufrimiento y confusión.

Desde tu punto de vista como experta en hipnoterapia, ¿cómo explicas el modo en el que funciona la hipnosis?

La hipnosis que realizo viene de una escuela norteamericana, iniciada por Dolores Cannon, quien desarrolló un método de hipnosis muy específico y trascendente llamado Quantum Healing Hypnosis Technique.

Con dicha técnica de hipnosis se busca llevar a la persona a un estado de relajación profundo en el que se activan sus ondas cerebrales Theta, lo que la mantiene semi-despierta, en un estado meditativo profundo que da acceso a su inconsciente.

Yone Álvarez

Y desde el punto de vista de los pacientes que acuden a la consulta, ¿qué se siente al someterse a hipnoterapia?

La persona que asiste a una sesión de hipnosis no necesariamente es un paciente de psicoterapia, en ocasiones vienen de forma puntual para tener la experiencia y encontrar respuestas muy valiosas a su malestar o situación actual.

Gracias al canal que se abre a su inconsciente más profundo, la persona comienza a “soñar despierta”, y accede a recuerdos personales y a memorias del Inconsciente Colectivo (como diría Carl Jung), encontrando en esas experiencias respuestas a sus inquietudes actuales, desde varios ángulos o perspectivas.

Así mismo, en este estado meditativo, en la segunda parte de la sesión de hipnosis, la persona llega a tener un diálogo consigo misma en un estado de calma, y este le brinda respuestas propias a sus inquietudes, a sus conflictos internos, su sufrimiento, etc., desde una sabiduría propia a la que en estado consciente no podrían acceder por estar tan envueltos en el malestar y en la cotidianidad. ¡Brinda una perspectiva inigualable!

Habiendo estudiado el funcionamiento de la hipnosis y conociendo el modo en el que se aplica en la práctica, ¿cuáles crees que son los principales mitos acerca de esta práctica, y cómo los desmentirías?

Muchas personas tienen miedo de que en ese estado puedan ser sugestionados por el especialista, lo cual es falso en estructuras de personalidad neuróticas. Esto quiere decir que el común denominador de las personas que asisten no podrían ser sugestionadas, de hecho esta es la razón por la cual las hipnosis tradicionales basadas en la sugestión para cambios de conducta (adicciones al cigarrillo, a las drogas o alcohol, por ejemplo) no sostienen resultados efectivos en el tiempo.

El otro mito de la persona es el temor a perder el control de sí misma, no poder parar el proceso o salir de ese estado si está siendo incómodo por algún motivo emocional. Esto es falso, ya que en estado de ondas Theta, la persona se encuentra con acceso a su inconsciente sin perder su estado de consciencia desde el Yo, sólo tiende un puente entre ambas dimensiones de su mente, por lo que si desea salir del estado lo hace. Un ejemplo gracioso de esto, es que en sesiones de 2 horas muchas personas piden ir al baño, van y vuelven y continúan en el proceso de hipnosis sin comenzar de cero.

Otro mito, avalado por el propio psicoanálisis y posteriores corrientes psicoterapéuticas, es que la hipnosis no es útil o efectiva. Y este mito pasa por una visión equívoca de los beneficios del método. Me explico brevemente: la hipnosis no es efectiva para cambiar la conducta, puesto que no podemos actuar sobre el libre albedrío de nadie; la hipnosis sí es efectiva para generar estados expandidos de consciencia y acceder a respuestas más profundas del Ser en un estado de conexión con su verdad y su esencia al que pocas veces se accede con técnicas psicoterapéuticas tradicionales.

¿Cuáles son los problemas ante los que la hipnoterapia es más útil y eficaz?

Es importante que las personas tengan claras sus expectativas al buscar realizarse una hipnosis. El cambio en la conducta es un derivado de los insights profundos que surgen del proceso de hipnosis, no de la sugestión del individuo.

La conducta adictiva, los trastornos alimentarios, los trastornos de control de impulsos (agresividad) o los trastornos depresivos, cambian a partir de los insights y revelaciones que la persona obtiene de su proceso de hipnosis. La conducta sólo puede cambiar a partir de los cambios vitales que la persona realiza por un cambio de perspectiva interno donde se aliena más claramente con su Yo Verdadero.

La utilidad de esta técnica es que tiende un puente directo a su Yo Verdadero, y el impacto es trascendente.

¿Y de qué manera se van produciendo los cambios a mejor por parte de los pacientes? ¿Se tarda mucho en notar los primeros resultados?

Los resultados de la hipnosis pueden encontrarse en una única sesión o en varias sesiones espaciadas en el tiempo (suelo recomendar al menos 3 meses entre una y otra).

En la medida que la persona se resiste menos a encontrar sus verdades más profundas, que le hacen conectar consigo mismo en su lugar más fortalecido y potente, en esa medida la tristeza, la ansiedad, el sufrimiento, las disonancias o confusión, el padecer en las relaciones personales y en el trabajo, entre tantos temas más, van cambiando. Lo que debe cambiar es la perspectiva del sujeto para poder modificar su manera de aproximarse a los distintos temas de su vida que le generan sufrimiento.