Emily Dickinson (1830 - 1886) fue una destacada poeta estadounidense. Conforma, junto a Edgar Allan Poe, Ralph Waldo Emerson y Walt Whitman, la selección de poetas imprescindibles en la literatura norteamericana.

Durante su vida llegó a escribir 1800 poemas, aunque la mayoría no salió a la luz hasta después de su fallecimiento.

Frases de Emily Dickinson (y versos destacados)

En el artículo de hoy vamos a conocer más en profundidad la obra de esta poeta. A través de las mejores frases e Emily Dickinson conoceremos su pensamiento y reflexiones más personales.

Empecemos.

1. La esperanza es esa cosa con plumas que se posa en el alma y canta sin parar.

Una hondonada de aire fresco.

2. Para viajar lejos, no hay mejor nave que un libro.

Un elogio a la lectura sosegada.

3. Los que son amados no pueden morir, Porque amor significa inmortalidad.

El amor trasciende las fronteras físicas, según Emily Dickinson.

4. El para siempre está hecho de muchos.

Una reflexión sobre la eternidad.

5. Ignoramos nuestra verdadera estatura hasta que nos ponemos en pie.

Como es habitual en Emily Dickinson, aquí nos ilustra una metáfora que podemos aplicar a muchas cosas de la vida.

6. Si tengo la sensación física de que me levantan la tapa de los sesos, sé que eso es poesía.

La sensación más excitante es la que produce la literatura.

7. La buena suerte no es casual, es producto del trabajo; así la sonrisa de la fortuna tiene que ganarse a pulso.

La suerte solo existe para aquellos que luchan para merecerla.

8. “Siempre” se compone de ahoras.

Muchos momentos presentes constituyen la eternidad.

9. Si puedo evitar que un corazón se rompa, no viviré en vano.

Sobre su mirada romántica de la existencia.

10. Que nunca vuelva a suceder es lo que hace que la vida sea tan dulce.

Solo se vive una vez, y hay que tomarse la vida en serio.

11. Si leo un libro y hace que todo mi cuerpo esté tan frío que ningún fuego puede calentarme nunca, sé que es poesía.

Otra oda a la buena poesía.

12. No saber cuándo vendrá el amanecer.

Ese es uno de los miedos de la vida.

13. Un poco de locura en la primavera es saludable incluso para el rey.

Independientemente del cargo público o la relevancia política, cualquier persona merece desmadrarse de vez en cuando.

14. La mañana sin ti es un amanecer menguante.

Sin ti no es lo mismo.

15. Esta es mi carta al mundo que nunca me escribió.

Una de esas frases de Emily Dickinson que nos dibuja una linda paradoja.

16. No decir nada a veces dice más.

Menos es más, en muchas facetas de la vida.

17. La naturaleza es una casa embrujada, pero es una casa que trata de ser embrujada.

Para reflexionar profundamente.

18. Vivir es tan sorprendente que deja poco tiempo para cualquier otra cosa.

No hay mucho tiempo libre para poder aburrirse.

19. Tráeme la puesta de sol en una taza.

Bonita imagen matutina.

20. La belleza no es causada. Es.

La belleza existe, sea cual sea su causa.

21. Perdonen mi cordura en un mundo loco.

Otra paradoja de la poeta norteamericana.

22. Los perros son mejores que los seres humanos porque saben pero no cuentan.

Una frase de corte animalista que enfatiza su amor por los perros.

23. El alma siempre debe estar entreabierta, lista para recibir la experiencia extática.

Una apertura mental y corporal hacia los goces que nos depara la vida.

24. No sé nada en el mundo que tenga tanto poder como una palabra. A veces escribo una, y la miro, hasta que comienza a brillar.

Elogiando el poder de un verso bien escrito.

25. La verdad es tan rara, es encantador contarla.

La realidad supera con creces la ficción.

26. Aprecia a tus padres porque es un mundo aterrador y confuso sin ellos.

Cuando los perdemos nos damos cuenta de la importancia que tenían en nuestro equilibrio.

27. Los más queridos de los tiempos, los amigos más fuertes del alma: libros.

Amigos inseparables.

28. El corazón quiere lo que quiere, o de lo contrario no le importa.

No podemos racionalizar nuestros sentimientos,

29. No profeso ser profundo; pero reclamo el sentido común.

Un alegato a las masas ignorantes.

30. No envejecemos con años, sino que somos más nuevos todos los días.

Cada día tenemos más conocimientos y podemos (y debemos) ser más libres.

31. Uno no necesita ser una cámara para ser perseguido.

A libre interpretación.

32. Hasta que amé nunca viví.

Es en este estado cuando percibimos cosas que antes no hacíamos.

33. Estoy afuera con linternas, buscándome a mí mismo.

Una metáfora acerca de las dudas de la propia identidad.

34. Sentí refugio al hablar contigo.

Las relaciones sociales, en ocasiones, crean lugares seguros emocionalmente.

35. Las hermosas flores me avergüenzan. Me hacen arrepentirme de no ser una abeja.

El deseo que genera la belleza nos puede hacer sentir mal.

36. Una gran esperanza cayó. No escuchaste su ruido. La ruina estaba dentro.

La destrucción de las esperanzas es silenciosa, dado que no se elimina nada que haya existido.

37. La vida es un hechizo tan exquisito que todo conspira para romperlo.

Hay muchos elementos que atentan contra la integridad de la vida.

38. No se puede amar al ser amado. Porque el amor es inmortalidad.

En parte, amar es algo que se da más allá de nuestro control.

39. Nunca sabemos cuán alto estamos hasta que somos llamados a ascender.

Acerca de cómo valoramos nuestro potencial.

40. El amor es su propio rescate; porque nosotros, en nuestro supremo sentido, somos solo sus emblemas temblorosos.

Una manera de ver las emociones como algo que escapa a nuestro control y se expresa a través de nosotros.

41. Amaré siempre; te aseguro que el amor es vida, y la vida tiene inmortalidad.

Estos vínculos emocionales van más allá del individuo.

42. Pero un libro es solo el retrato del corazón, cada página es un pulso.

Interesante interpretación de la anatomía de un libro.

43. Superamos el amor como otras cosas y lo ponemos en un cajón, hasta que se muestra un anticuario, como los trajes que llevaban los abuelos.

Aquello que tiene que ver con lo amoroso nunca desaparece del todo.

44. La despedida es todo lo que sabemos del Cielo, y todo lo que necesitamos del Infierno.

Una de las frases de Emily Dickinson acerca del sentimiento de pérdida.

45. El amor es anterior a la vida, posterior a la muerte, inicial de la creación y el exponente de la respiración.

El amor es parte del potencial de la vida, la trasciende.

46. Escríbeme de esperanza y amor, y corazones que perduraron.

Sentimientos que van más allá del tiempo.

47. Un querido herido salta más alto.

Aquello que nos toca de cerca nos sigue allá donde vayamos.

48. Encuentra el éxtasis en la vida; la mera sensación de vivir es alegría suficiente.

El punto culminante en el que se llega a todo lo bueno de la vida es la vida en sí misma.

49. Debo entrar, la niebla está subiendo.

Decisiones forzadas por las circunstancias.

50. Juzga tiernamente acerca de mí.

Valorar a alguien sin olvidar que es un ser humano.

51. ¿Cómo vive la mayoría de la gente sin pensarlo? Hay muchas personas en el mundo, debes haberlas notado en la calle, ¿cómo viven? ¿Cómo obtienen fuerza para ponerse la ropa por la mañana?

Una duda existencial acerca de lo que nos hace avanzar y seguir viviendo.

52. Probé la vida.

La vida entendida como un experimento.

53. El comportamiento es lo que hace un hombre, no lo que él piensa, siente o cree.

Lo que importa es aquello que es plasmado en acciones que tienen un efecto claro en el entorno.

54. El sol solo tocó la mañana; la mañana, feliz, se suponía que había venido a vivir, y la vida sería primavera.

Bonita metáfora acerca del amanecer.

55. Mi amor por los que amo, no muchos, no muchos, pero ¿no los amo así?

La calidad y la cantidad de las relaciones amorosas no van de la mano.

56. No es que morir nos duela, sino que vivir nos lastima más.

El hecho de vivir nos hace temer a la muerte.

57. La ira tan pronto como se alimente está muerta.

La ira lleva a un callejón sin salida.

58. El fusible lento del posible está encendido por la imaginación.

Solo la imaginación puede precipitar la existencia de algo que permanece latente.

59. Ese amor es todo lo que hay, es todo lo que sabemos del amor.

El amor solo puede ser conocido a través de la experiencia.

60. Morir es una noche salvaje y un nuevo camino.

Una de las descripciones de la muerte más personales.

61. Mis amigos son mi patrimonio.

Las relaciones son parte de nuestro capital.

62. Estar vivo es poder.

El simple hecho de existir nos da la posibilidad de llevar a la práctica nuestros deseos.

63. Dicen que Dios está en todas partes y, sin embargo, siempre pensamos que es un recluso.

Un juego de conceptos acerca del concepto del dios cristiano.

64. ¡No soy nadie! ¿Quién eres tú? ¿No eres nadie, también?.

Una curiosa línea de diálogo que da paso a formas de amistad basadas en la compatibilidad.

65. He estado doblado y roto, pero -espero- en una mejor forma.

Nuestro malestar es relativo.

66. En esta vida corta que solo dura una hora, cuánto, qué tan poco, está dentro de nuestro poder.

Una de las reflexiones de Emily Dickinson acerca de lo que escapa a nuestro control.

67. Las personas necesitan tiempos difíciles y la opresión para desarrollar los músculos psíquicos.

Los malos momentos nos curten en la adversidad.

68. La fe es una buena invención cuando los caballeros pueden ver, pero los microscopios son prudentes en una emergencia.

Ante la falta de evidencias, creer ciegamente es arriesgado.

69. No puedo vivir contigo, sería la vida, y la vida está allí detrás del estante.

Enamorarse implica adoptar un rol activo que no todo el mundo está dispuesto a aceptar.

70. Mis mejores conocidos son aquellos con quienes no hablé una palabra

Acerca de relaciones basadas en situaciones que van más allá del lenguaje.

71. Hasta que haya amado, ningún hombre o mujer puede convertirse en sí mismo.

Esa clase de vínculos emocionales nos completan.

72. Tu cerebro es más ancho que el cielo.

La capacidad para imaginar nos hace capaces de pensar y sentir infinitamente.

73. La suerte no es casual, es trabajo; la sonrisa costosa de la fortuna se gana.

Prácticamente nada importante y positivo llega a través de la casualidad.

74. Cuando se hace algo por primera vez, se libera un pequeño demonio.

La novedad en nuestros actos nos hace pensar en esa posibilidad en más ocasiones.

75. Esperar significa estar preparado en todo momento para lo que aún no ha nacido, y sin embargo no desesperarse si no hay nacimiento en nuestra vida.

Ingeniosa descripción acerca de lo que significa tener esperanza.