Manuel Vázquez Montalbán (Barcelona, España, 1939 - Bangkok, Tailandia, 2003) fue un destacado escritor y periodista español.

Especialmente célebre por las novelas del detective Pepe Carvalho, Vázquez Montalbán nació y creció en el humilde barrio de El Raval, en la barcelona de la posguerra. Su ingenio y su profunda comprensión de la realidad social le convirtieron en uno de los personajes imprescindibles del siglo XX español.

Frases y citas célebres de Manuel Vázquez Montalbán

El escritor barcelonés destacó en campos distintos de la Literatura y la vida social. En el artículo de hoy vamos a conocer las mejores frases de Manuel Vázquez Montalbán, así como sus mejores declaraciones y citas célebres.

Empezamos.

1. A veces suelo autocalificarme de conservador porque no he corregido mi visión del mundo desde que cumplí cincuenta años y decidí que ya era responsable de mi cara.

Suelen decir que la edad trae consigo una visión más tradicional de la vida, y Vázquez Montalbán no fue una excepción.

2. Asumir el mestizaje tiene tanta importancia como reclamar el derecho a la diferencia y reducir la capacidad de acumulación a cambio de estimular el desarrollo de los cada día más condenados de la tierra.

Una mirada acogedora hacia los emigrantes.

3. Contra Franco estábamos mejor.

La izquierda española vivía cómodamente criticando a Franco, según el escritor.

4. Cunde la idea de la democracia más como una causa que como una consecuencia. No es una formulación inocente.

Reflexión sobre el período democrático.

5. El jefe es un vicio absurdo pero imprescindible en mercado político movilizado por imaginarios erotizados.

Una particular opinión sobre el imaginario colectivo.

6. El marxismo sigue sobreviviendo como un sistema de análisis, como un método de comprensión de la historia, no en balde es el mejor diagnóstico que hasta ahora se ha hecho del capitalismo.

Su visión sobre Karl Marx y su legado.

7. El movimiento se demuestra huyendo (extracto de una entrevista con su hijo Daniel Vázquez Sallés).

Probablemente refiriéndose a cuando escapaba de los grises.

8. El único producto mediterráneo realmente uniformador, y quizá algún día unificador, es la presencia de la berenjena en todas las culturas culinarias, de Siria a Murcia, de Viareggio a Túnez.

Un alimento que no falta en ninguna de las culturas culinarias mediterráneas.

9. En tiempos de crisis de certezas y dogmas, ¿qué sería de nosotros sin las metáforas y sin los vicios?

Salvados por la literatura y por la vida nocturna.

10. Es capitalismo todo lo que tocamos y respiramos.

No se escapa prácticamente nada.

11. Hemos pasado de la máquina mediática concesionista, controlada por el Estado directa o indirectamente, a la máquina mediática del mercado, en la que la ley de la oferta y la demanda establece que los más poderosos acaban por controlarla.

El poder no conoce fronteras.

12. La elaboración de la cultura, y sobre todo la cultura como patrimonio, lógicamente ha correspondido a intelectuales ligados a las clases dominantes.

El poder extiende sus tentáculos para reescribir la cultura.

13. La nostalgia es la censura de la memoria. (Citado por su hijo)

Una frase que rescató Vázquez Sallés.

14. La vanguardia no pasa por pretender delimitar la verdad, sino por no contarnos más mentiras los unos a los otros.

Algo se gana, aunque sea un ahorra en mentiras y embustes.

15. Lo único providencial es la muerte, y todo lo demás instinto y cultura.

Así veía este literato barcelonés la vida y la muerte.

16. Los dioses se han marchado, nos queda la televisión.

Un sustituto bastante deplorable.

17. Los racionalistas envejecidos y con una melancolía fin de milenio comprobamos una vez más que los vicios, como los tópicos, no por absurdos son menos necesarios: necesitamos jefes para no creer en nosotros mismos y necesitamos peligros ya conocidos porque presentimos que son mucho peores los que aún no nos atrevemos a conocer.

Una reflexión sobre la condición humana.

18. Me reconozco sensible ante el argumento de que los burgueses ilustrados de izquierda nos solazamos con las revoluciones lejanas, esas incómodas revoluciones que no quisiéramos interpretar como protagonistas.

Desde la torre de marfil es más fácil opinar.

19. No hay verdades únicas, ni luchas finales, pero aún es posible orientarnos mediante las verdades posibles contra las no verdades evidentes y luchar contra ellas.

Sobre la verdad y sus distintos recovecos.

20. Para el liberalismo, extirpar la memoria histórica significa dejar la Historia más contemporánea sin culpables, sin causas.

Una crítica al pensamiento liberal y a su corta interpretación de la historia.

21. Para la inmensa mayoría de los seres humanos, terminada la educación General Básica, su conciencia va a depender del choque directo con lo real y de los medios de información.

Las dos formas de construir conciencia política y social, según Vázquez Montalbán.

22. Los maridos de mujeres guapas están condenados a ser eternamente menospreciados por quienes se consideran con más dotes que ellos para aspirar al galardón.

Una muestra de machismo del siglo XX.

23. Puesto que estamos en una economía y en una realidad cultural de mercado no sólo somos consumidores de detergentes o de latas de cerveza con o sin alcohol, sino también de mensajes, de verdades, de ideología, de información.

Del producto a las ideas.

24. Reivindico junto a la necesidad de la conciencia externa, el sentido de la historia. Pero sabiendo que es convencional, rechazando cualquier legitimación providencialista.

Una posición materialista sobre el devenir de las civilizaciones.

25. Se nos inculca que la inevitable conflictividad del futuro obedecerá preferentemente a choques de civilizaciones porque sería una digresión metafísica suponer que el mundo de mercado unificado pueda combatir por cuestiones materiales de clase.

Sobre la posibilidad de revoluciones en la era del capitalismo global.

26. Si aún queda una cierta capacidad de fijar criterios progresistas en la educación, que se aplique a introducir la enseñanza obligatoria de la descodificación mediática.

Promover el consumo consciente y mesurado de información, una gran tarea pendiente.

27. Si el sistema se empeña en considerar al ciudadano un potencial cliente y consumidor, podríamos hacer buena esta lógica y proponer una militancia activa de clientes y consumidores convertidos en informatizados insumisos.

Una fórmula para luchar contra una opresión invisible.

28. El fútbol es la religión diseñada en el siglo XX más extendida del planeta.

El deporte de masas, y el opio del pueblo.

29. La melancolía es una antigua y sabia enfermedad capaz de convivir con nosotros, de autodestruirnos lentamente.

La melancolía puede dejarnos anclados en el pasado,

30. Nosotros somos los que viajamos y estamos en el derecho de tocar los mitos.

Nada en el arraigo cultural de una nación es inmodificable.

31. Los viajes de placer no nos interesan. Creemos en la globalización… en la padecida.

Un mundo más globalizado no siempre significa más libertad de movimiento.

32. La magia de los lugares culturalmente obligatorios procede del impacto que provocaron al entrar en nuestra memoria.

Las sensaciones que surgen por primera vez al acceder a ciertos lugares es lo que les da una carga simbólica especial.

33. Fugitivos de la escasez que rebotaban contra los muros de una Europa rica y dentada.

Sobre los migrantes.

34. La buena salud del capitalismo optimista y de su mejor sujeto histórico de cambio: el hombre fugitivo.

Así definía este escritor el devenir del sistema económico capitalista.

35. De pronto he pensado que mis nuevas vivencias jamás serían tan totales, tan magníficas como las del primer viaje.

Las primeras veces tienen un aura especial.

36. Jefe, estamos viviendo un fragmento de un libro.

Brutal frase para desmitificar la realidad.

37. Jamás siglo alguno fue tan desgraciado. Lo sabía casi todo para mejorar la condición humana y no arregló ningún déficit importante.

Sobre las miserias del siglo XX.

38. Su vuelta al mundo debía producirse en un espacio de tiempo determinado, de lo contrario, se transformaría en un viaje sin retorno.

Otro párrafo extraído de una de las novelas de Pepe Carvalho.

39. Estamos en la América del Sur prácticamente blanqueada. El exterminio del indígena ha sido total… Los colonos ofrecían recompensa a todo el que hubiera matado a un indígena y llevara las orejas como trofeo.

Sobre la matanza de los colonos en tierras americanas.

40. La crueldad de la conquista y la colonización es la base de una dialéctica que no ha cesado y que ha conducido a la miseria a pueblos y personas.

Principalmente referido a Latinoamérica.

41. Contra el hambre va a luchar el nuevo presidente de Brasil, Lula, y contra el hambre se ha pronunciado el todavía desdichado presidente de este país, Duhalde. En Argentina, hambre. Es como imaginar el trópico nevado…

Demostrando su admiración hacia el que fue presidente de Brasil.

42. Tendían a convertir sus espacios históricos en parques de atracciones para la memoria y la cultura.

Sobre algún lugar visitado por Montalbán.

43. Grecia era otro país que no había hecho en su momento la Revolución industrial y, como España, todavía dependía de los coroneles y de los popes, de los cantantes y de los exiliados que exhibían en París la desnudez morada y tumefacta de la Grecia aplazada o torturada.

Dos países en perpetuo retraso industrial.

44. Aguantó Carvalho la mirada del profesor, por si traducía la sorna posible en aquellas palabras, pero era una mirada franca y entregada, experta en suscitar confianza…. Llegará un día en que podamos impedir los imperios.

Extracto de una de las novelas de Pepe Carvalho.

45. La literatura, para mí, es un recurso terapéutico.

Una especie de terapia autogestionada.

46. Todo lo que es bueno para mí, es malo para mi salud.

La salud de Manuel Vázquez Montalbán siempre fue delicada.

47. Hay que beber para recordar y comer para olvidar.

Deshaciendo la célebre frase y dándole la vuelta.

48. Un aspecto que percibo a posteriori, una vez leído y releído el original, es que, juntos y sumados, estos personajes podrían posar para una fotografía fin de transición. Pero no insisto en esta intuición porque creo que todo y todos estamos en perpetua transición.

Para reflexionar sobre la literatura y la magia de los personajes.

49. El marido es, después del perro, el animal doméstico menos valorado que existe.

Genial e irónica sentencia.

50. El tamaño de los ojos es una condición congénita, pero la manera de mirar al mundo no.

Una bonita frase sobre el relativismo.

51. Cada vez que la televisión comentaba la victoria socialista rugía tan delicada dama, con esa mala educación de clase y de historia que nuestra oligarquía ha adquirido bajo el franquismo, ese instinto de prepotencia e impunidad que les dio la victoria, ese derecho de conquista que se ejerce sobre un territorio o sobre un saloncito de televisión donde no te importa qué puedan pensar los demás.

Una crónica de los años posteriores a la muerte del dictador Franco.

52. Los jóvenes de la oposición que se subieron al carro de la transición política poco han tenido que ver. Se han comportado más bien como una pandilla de insensatos, como si continuaran actuando en una asamblea de facultad.

Sobre los políticos de hace 30 años.

53. Admita que es más elegante reprimir con las ideas que con las manos.

Paradójica afirmación, cargada de ironía, del gran Vázquez Montalbán.

54. Occidente se ha quedado sin filósofos y los que hay se dedican al intrusismo en el territorio del periodismo de opinión, son comentaristas de lo que pasa. Y el lugar otrora ocupado por los filósofos lo detentan ahora los economistas administradores escolásticos de las últimas verdades absolutas: el grado cero del desarrollo, el agotamiento de la revolución industrial, el advenimiento de la revolución tecnológica y la obsolescencia de una cultura, es decir, de una conciencia social construida para entender relaciones de producción precipitada dentro de diez, veinte años.

Sobre la escasez de pensadores en la etapa actual.

55. Calculando ahora las expectativas de vida que hay en algunos lugares, eso es diez generaciones, o sea, que nos queda poco para que nos vayamos todos al carajo.

Así van las cosas si no lo remediamos.

56. Si se entiende por globalización el buscar una palabra suave para reflejar lo que antes llamábamos imperialismo, ahí es otra cuestión.

Una cuestión lingüística.

57. La historia pertenece a los que la prolongan, no a los que la secuestran.

Una forma de afirmar que solo el progreso dignifica y da su nombre a la historia.

58. La gestualidad de los políticos es un lenguaje que se convierte en mensaje, es lo que hace que conecte con el público. Pero no puede vivirse sólo de gestos. Hay que reavivar la relación entre el político y los ciudadanos a base de contenidos.

Una reflexión sobre el fondo y la forma en política.

59. Cuando se trata de necesidades que afectan a la inmensa mayoría de la población, que se podrían resolver con el desarrollo científico y técnico que tenemos, entonces ya no es una utopía. Es la constatación de lo necesario. Ante eso el derecho a la rebelión y al forcejeo me parece legítimo.

Sobre el uso de la violencia.

60. No es lo mismo contemplar la economía mundial globalizada desde la perspectiva norteamericana o desde el Fondo Monetario, que desde una comunidad de la selva Lacandona.

Cada lugar tiene su propia forma de sufrir e interpretar la realidad macroeconómica.

61. Cuando te plantean la globalización como un término neutral integrador no es verdad, son "lentejas, si las quieres las tomas y si no las dejas".

Su reflexión sobre el nuevo orden mundial.

62. De momento han intentado convertir la crisis de Israel y Palestina en un aspecto más de la lucha contra el terrorismo, cuando en definitiva es una lucha de ricos y pobres.

El problema palestino-israelí en ojos de Vázquez Montalbán.

63. Sigo creyendo en la división del trabajo, en que si unos cuantos practicamos un trabajo que consiste en acumular saber y distribuirlo mediante el lenguaje, eso implica una responsabilidad social.

Una idea interesante sobre la economía de la cultura.

64. No puedes escribir poesía denunciando a Bush, o convertir la novela en un territorio de divulgación ideológica. Pero tampoco tienes que ocultar lo que piensas, porque la política también es una materia literaria.

Su visión sobre la literatura y la ideología.

65. El 11-S es el gran pretexto que tienen para empezar a pegar palo a todo lo que sea contrario al sistema.

La violencia para con este movimiento social fue motivo de condena.

66. Si aparecen jóvenes críticos, lo tienen más difícil que nosotros, porque ya no se les juzga desde una dictadura que les condena, sino desde lo que el mercado pide o no pide.

Sobre la ley de mercado y la juventud sin futuro.

67. Uno de los éxitos culturales de la derecha en el último cuarto de siglo ha sido destruir la idea de esperanza y la idea de futuro.

Sobre la etapa de José María Aznar.

68. Hacer una lista de ONG es como un inventario del desorden del mundo.

Gran reflexión del escritor barcelonés.

69. El 11-S les conduce a crear el diseño del enemigo nuevo, que antes era el comunista y ahora sería el terrorismo.

Sobre los atentados de 2001 y cómo la maquinaria de EEUU utilizó eso para conformar una nueva dialéctica política a escala mundial.

70. Yo un buen revolucionario nunca he sido, incluso Marcos rechazaba la etiqueta revolucionaria y decía insumisos.

Sobre su pasado izquierdista.