Un repaso a los beneficios mentales del ayuno controlado Unsplash.

¿Realizar ayunos de entre 5 hasta 21 días en entorno controlado aporta realmente beneficios mentales?

Este es el propósito de empresas como MiAyuno, que acompañan a personas en retiros bajo control médico y que potencian todos los beneficios mentales que puede aportar realizar un ayuno. Pero... ¿qué beneficios mentales aporta exactamente el hecho de ayunar con supervisión profesional? Lo veremos en las siguientes líneas.

¿Para qué sirve ayunar?

A través de investigaciones se ha relacionado el hecho de tener bajos niveles de serotonina con la aparición de bajos estados de ánimo, y hasta con depresión.

Para entender esto mejor, nuestro intestino contiene más de cien millones de neuronas, y una de sus funciones es producir 95% de la serotonina total producida en nuestro cuerpo, llamada también la hormona de la felicidad.

La serotonina es un neurotransmisor del bienestar. Por eso, un correcto funcionamiento del intestino, así como un correcto equilibrio de la flora intestinal que lo coloniza, es clave para mantener unos niveles óptimos de serotonina y así asegurar un buen estado de ánimo.

En nuestra época, en la cual el estrés y los malos hábitos alimenticios pueden afectar a nuestro estado de ánimo, el ayuno nos ayuda a recuperar el equilibrio interno.

De hecho, el ayuno puede ayudar en casos de personas con sobrepeso y obesidad, problemas digestivos e intolerancias alimentarias, alergias, personas con problemas metabólicos (hipertensión, colesterol…), desequilibrio hormonal, cansancios crónicos y fibromialgia y a quienes sufren momentos de crisis personal, entre otros.

Pero el ayuno controlado, como el que ofrece la empresa Miayuno, aporta también varios beneficios mentales tanto a personas con algún tipo de enfermedad como a personas sanas que han decido realizar un ayuno para cuidarse y mantener un estado de bienestar a lo largo del tiempo.

Los beneficios mentales del ayuno supervisado

Aquí veremos 5 beneficios mentales que puede traer el ayuno:

Desconectar de tu actividad personal

Hoy en día avanzamos a toda velocidad; no vemos pasar los días, nos levantamos y ya empezamos con los smartphone a toda velocidad. Despertar, leer las noticias, los mensajes no leídos del día anterior de los que no paran de llegar, los mails, la agenda del día…después enlazamos con desplazamiento al trabajo, el trabajo, las reuniones, las comidas, de nuevo el trabajo… Y cuando hay hijos pequeños, la recogida de los niños, los extra-escolares etc….

El día pasa volando. ¿Y cuándo paramos?

Cada vez es más difícil encontrar un momento para uno mismo, por lo que un ayuno nos permite primero forzarnos a desconectar. Pero no pasamos de un momento de acción a toda velocidad a la relajación. Esta es la primera etapa del parón mental para volver a descubrir qué hay alrededor nuestro.

1. Relajarse

El ayuno también desencadena esta respuesta natural al estrés en el cuerpo, al igual que el ejercicio.

Una vez hemos conseguido parar, nos toca conseguir relajarnos. Eso tampoco no es fácil; el hecho de no comer durante un tiempo limitado permite a nuestro cuerpo tener más energía para alimentar a nuestra mente, ya que no gasta energía en la digestión.

Las actividades conjuntas en el ayuno controlado, como el yoga o el senderismo, nos acompañan para conseguir relajarnos.

2. Re-conectarse

El tercer beneficio mental del ayuno es reencontrarse con uno mismo.

Al ayunar, tenemos que desacelerar el ritmo de nuestras actividades, por lo que tenemos más tiempo para reflexionar, pensar, dormir, leer, escribir etc... Es un tiempo privilegiado con uno mismo, tiempo que en la vida actual es difícil de encontrar. El ayuno es un momento de reencuentro con uno mismo con tranquilidad y paz interior.

Hay que añadir que para ayunos de varios días, y para asegurar el éxito completo del proceso, está recomendado realizarlos fuera de casa en entornos muy naturales que favorecen la desconexión, rodeados de profesionales del sector y con supervisión médica.

3. Mejorar las facultades mentales

Además del estado de ánimo, el ayuno parece mejorar de la claridad mental.

Los investigadores han relacionado el ayuno con “un mayor nivel de vigilancia y una mejora del estado de ánimo. Según comentan Damien Carbonnier y Jesús Domínguez en su libro: Mi Ayuno, la energía a disposición del cerebro durante el ayuno (después de 3 a 4 días) es mayor de la que dispone habitualmente. Un cerebro con más energía es un cerebro más eficiente, y un cerebro más eficiente encuentra con mayor facilidad soluciones a posibles problemas a los cuales se enfrenta una persona. Por eso, mucha gente actualmente practica el ayuno conscientemente para tener más capacidad mental.

Así, el ayuno mejora las facultades mentales a la hora de :

  • Pensar
  • Estudiar
  • Concentrarse
  • Recordar
  • Mejorar la actitud
  • Ayuda a tener más claridad
  • Mejora la planificación
  • Aumenta la fuerza de voluntad
  • Ayuda al abandono de adicciones ( tabaco, alcohol, drogas…)
  • Impulsa la creatividad
  • Fomenta nuevas ideas

4. Ralentizar el envejecimiento del cerebro

Hasta los años 90, se pensaba que nuestro stock máximo de neuronas disminuye a lo largo de nuestra vida, y que los adultos no pueden generar nuevas células cerebrales.

Hoy, los investigadores especializados en neurociencia han descubierto que se crean nuevas células neuronales en el sistema nervioso adulto.

El investigador Mark Mattson, profesor de neurociencia en la Universidad John Hopkins, actual jefe del laboratorio de neurociencia en el Instituto Nacional del Envejecimiento, es uno de los principales investigadores en el campo de los mecanismos celulares y moleculares. Él demostró los beneficios del ayuno, que podrían proteger el cerebro previniendo y ralentizando los efectos del Alzheimer, el Parkinson y otras afecciones neurodegenerativas.

Si la neurogénesis mejora la memoria y el estado de ánimo, y a través de él es posible evitar buena parte del deterioro debido al envejecimiento o el estrés y modificar o retrasar la aparición de enfermedades neurodegenerativas como la enfermedad de Alzheimer.

MiAyuno

Y tú, ¿has probado el ayuno ya? Si te interesa conocerlos más en profundidad, infórmarte acerca de los servicios de empresas como Miayuno las cuales te pueden acompañar con éxito en tu primer ayuno.