Pese a que ya forma parte del pasado, al menos en el mundo occidental, no fue hace mucho en el que las mujeres eran consideradas como seres de manos delicadas, hechas para coser, tomar el té y criar a los hijos, mientras que eran los hombres quienes, por medio de la lucha política, se encargaban de los asuntos de estado.

Pero todo esto cambió cuando las mujeres victorianas, hartas de que se les denegara el derecho al voto, pasaron a la acción. Bajo la consigna “hechos, y no palabras” Emmeline Pankhurst luchó para que se reconociera el sufragio femenino.

Su vida es la de una luchadora, una mujer que no se limitó a hacer vida intelectual sino que participó en numerosas protestas, muchas de ellas poco pacíficas pero, gracias a ellas, las mujeres tienen reconocido su derecho al voto. Descubramos su historia a través de una biografía resumida de Emmeline Pankhurst.

Breve biografía de Emmeline Pankhurst

Emmeline Pankhurst, de soltera Goulden, nació en Mánchester, Inglaterra, el 15 de julio de 1858, aunque como anécdota podemos comentar que siempre defendió haber nacido el día 14. Ya desde bien pequeña leía “Women’s Suffrage”, publicación que su madre compraba cada semana puesto que la familia de la joven Emmeline era políticamente activa, sensibilizada sobre la situación de las personas oprimidas. Su padre, Robert, era un empresario contrario a la esclavitud, y su madre Sophia era una feminista apasionada.

Juventud y contacto con las sufragistas

Pese a los intereses políticos de su familia y a estar en contra de cómo eran las cosas en su época, los padres de Emmeline prefirieron criar a su hija para que fuera una buena esposa y madre, en sintonía con lo que se esperaba de una mujer en la sociedad victoriana. Sin embargo la joven no comulgaba mucho con estas ideas y es por esto que, con tan solo 14 años, tras asistir a un discurso a favor de los derechos de las mujeres, Emmeline decidió iniciarse en el movimiento sufragista británico.

Poco tiempo después tuvo la oportunidad de vivir en París, donde asistiría a la École Normale de Neuilly. Francia, o al menos su capital, era un lugar menos conservador que su vecina Gran Bretaña, con lo cual las mujeres tenían acceso a conocimientos bastante limitados en otras partes de Europa. Es por esto que la joven Emmeline tendría la oportunidad de estudiar química y contabilidad pero, también, debería cursar materias consideradas femeninas, como por ejemplo el bordado.

Primeros años de reivindicaciones

En otoño de 1878 inició su relación con Richard Pankhurst, un abogado 24 años mayor que ella. Richard era socialista y estaba muy comprometido con la lucha a favor del voto femenino. La pareja, pese a su diferencia de edad, hizo buenas migas en muy poco tiempo y apenas un año más tarde se casó con la aprobación de los padres de la novia. La conexión entre ambos era tanto política como romántica, y los padres de Emmeline veían con muy buenos ojos tener a tan brillante abogado en la familia.

El matrimonio entre Emmeline y Richard Pankhurst era apropiado para su clase y su tiempo, teniendo cuatro hijos en los primeros seis años de vida. Sin embargo, se diferenciaban de las demás por ser miembros del Partido Laborista Independiente y del movimiento sufragista. El matrimonio fundaría la “Women’s Franchise League” (WFL) que defendía que las mujeres tanto casadas como solteras tuvieran derecho al sufragio.

La WFL era considerada una organización radical, opinión que fue a más cuando la organización empezó a luchar a favor de considerar iguales a hombres y mujeres en aspectos como el divorcio y las herencias. Abogó por el sindicalismo y trató de buscar alianzas en el socialismo político. Sin embargo sus ideas eran demasiado avanzadas para esta época e incluso varias de sus integrantes sufragistas las vieran como demasiado radicales, abandonando la organización y haciendo que acabara desmoronándose.

Su activismo: hechos, y no palabras

En 1898 fallece Richard Pankhurst a causa de una úlcera perforada lo cual deja a Emmeline bajo la responsabilidad de muchas deudas. Es por ello que empezó a trabajar en el Registro de Nacimientos y Muertes de Chorlton, cerca de Mánchester, donde tendría la oportunidad de conocer de primera mano la vida de muchas mujeres, viendo las verdaderas diferencias en los derechos reconocidos entre hombres y mujeres.

En 1903 Emmeline comprendió que los discursos moderados sobre el sufragio femenino que se desarrollaban en el parlamento no conducían a ningún lado. Desilusionada por los resultados de las sufragistas moderadas decidió fundar la “Women’s Social and Political Union” (WSPU). En ella Emmeline defendió públicamente el voto femenino, y en uno de sus discursos pronunció su consigna “Hechos, y no palabras” que acabaría convirtiéndose en el lema del movimiento.

El grupo comenzó a reivindicarse por medio de la acción no violenta, pronunciando discursos, recogiendo firmas, organizando manifestaciones y publicando un boletín llamado “Votes for Women” (“Votos para las Mujeres”). Convocó también un “Parlamento de mujeres”, que se reunía haciendo coincidir sus sesiones con las del Parlamento oficial.

El 12 de mayo de 1905, Pankhurst y varias compañeras de la WSPU se reunieron delante del Parlamento para manifestarse a favor de una enmienda que regulaba el sufragio de las mujeres. La policía se presentó para dispersarlas pero, más tarde, el grupo volvió a formarse y continuó demandando su aprobación. Aunque la enmienda no fue aprobada Emmeline Pankhurst, viendo la capacidad de presión de tal manifestación, señaló que su protesta las había convertido en una verdadera fuerza política.

Encarcelamiento como acto de protesta

Las hijas de Emmeline, Christabel, Adela y Sylvia, fueron miembros activas de la WSPU y, por ello, fueron arrestadas en más de una ocasión. La primera vez que Emmeline Pankhurst fue detenida fue en 1908, tras intentar entrar en el Parlamento para entregar una protesta al Primer Ministro. Pasó seis semanas en prisión, lo cual le sirvió para conocer las deplorables condiciones en las que se encontraban las presas y fue en ese momento en el que Emmeline Pankhurst decidió convertir el encarcelamiento en su medio de protesta.

Hacía todo lo posible para que la detuvieran y la encarcelaran. Esto, que nos puede parecer una misión casi suicida tenía una potente intención: demostrar al mundo que no se la estaba deteniendo por cometer delitos, sino por querer convertirse en una legisladora. Emmeline Pankhurst fue detenida hasta siete veces antes de que se aprobara el sufragio femenino en el Reino Unido.

El 26 de junio de 1908 miles de activistas se reunieron en Hyde Park para exigir el voto femenino. Al finalizar la manifestación, varias activistas de la WSPU se reunieron para dar discursos pero la policía vino y detuvieron a varias asistentes. Debido a su frustración, dos miembros de la formación, Edith New y Mary Leigh, arrojaron piedras a las ventanas del hogar del Primer Ministro. Aunque ellas mismas dijeron que sus actos no estaban organizados por la WSPU, Emmeline Pankhurst señaló que estaba a favor de los mismos.

En 1909, tras el encarcelamiento de Marion Wallace Dunlop, sufragista que hizo huelgas de hambre en prisión, la WSPU decidió adoptar esta nueva estrategia de presión. Varias sufragistas intentaron hacer huelgas de hambre, pero los funcionarios de prisiones las forzaban a alimentarse, metiéndoles tubos por la nariz o la boca. Tanto el movimiento sufragista como los profesionales de la medicina criticaron duramente estas medidas.

La brecha entre el sufragismo defendido por Emeline Pankhurst y el defendido por sufragistas más moderadas hizo que algunas de las miembros de la WSPU empezaran a usar el término “suffragete” en vez de “suffragist” para diferenciarse de las moderadas, quienes, como hemos comentado antes, no parecían estar contribuyendo de forma significativa en el movimiento.

En 1907 Emmeline Pankhurst vendió su casa para iniciar un estilo de vida bastante ajetreado. Se movía de un lugar a otro reclamando el sufragio femenino, alojándose en hoteles o en casas de conocidos. En 1909 viajó por todo Estados Unidos para impartir un ciclo de conferencias para obtener fondos para su causa, además de poder sufragar los gastos de la enfermedad que su hijo Henry estaba padeciendo.

La ley del gato y el ratón

Tras las elecciones de 1910 se organizó un Comité de Conciliación para el Sufragio de Mujeres. La WSPU suspendió sus acciones reivindicativas mientras se negociaba un proyecto de ley para dar derechos al voto a las mujeres. El proyecto no salió adelante, lo cual hizo que el 18 de noviembre Pankhurst liderara una marcha de protesta con más de 300 mujeres dirigiéndose a la plaza del Parlamento. Allí fueron recibidas con represión policial dirigida por el Ministro de Interior, Winston Churchill, evento que sería conocido como Black Friday.

En marzo de 1912 un segundo proyecto de ley fue rechazado. Era otra gota que colmaba el vaso y, ya hartas de tantas negativas, varios miembros de la WSPU, incluída Emmeline Pankhurst, intensificaron sus acciones. La policía respondió allanando sus oficinas y persiguiendo a su hija Christabel, quien era la coordinadora principal de la organización, quien tuvo que exiliarse a París. Emmeline fue detenida y condenada por conspiración, lo que la llevó a organizar su primera huelga de hambre en la celda.

La opinión pública estaba escandalizada por el trato y acoso que recibían las sufragistas por parte de la policía, así que las autoridades decidieron aplicar una nueva estrategia para reprimir al movimiento: la ley del gato y el ratón. El gato era el gobierno, que ponía en libertad a los ratones, que eran las sufragistas, cuando su salud empeoraba. Una vez se recuperaban y volvían a la lucha política el gobierno volvía a perseguirlas y encerrarlas. Pero la WSPU ya era una gran manada de ratones, con más de 100.000 miembros.

La WSPU ya hacía mucho tiempo que había dejado el activismo pacífico y había optado medidas más invasivas, entre ellas el incendio como arma reivindicativa. Varias activistas trataron de causar explosiones e incendiaron varios lugares durante los años 1913 y 1914. Aunque Emmeline y su hija Christabel indicaron que estas acciones no habían sido aprobadas por la organización sí que las apoyaron.

Uno de los actos más conocidos perpetrados por miembros de la WSPU es lo que hizo Mary Richardson quien, en 1914, rajó la pintura del español Diego Velázquez “Venus del Espejo” de 1647, en protesta por el encarcelamiento de Pankhurst. Aunque con el paso del tiempo este lienzo sería restaurado, tal acción contra una pieza de arte fue muy controvertuda y, a la vez, intensificó la presión sobre el gobierno y la sociedad.

En noviembre de 1917 la WPSU se convirtió en el Partido de las Mujeres. Un año más tarde Christabel anunció que se presentaba como su candidata en las próximas elecciones, las primeras en las que se podían presentar mujeres. La candidata perdió frente al candidato laborista por 775 votos, lo que llevó al partido a no presentarse en otras elecciones y, poco después, a desintegrarse.

Victoria parcial en sus últimos años

Pocos meses después sería aprobado el sufragio femenino, aunque parcialmente, puesto que solo podían votar mujeres mayores de 30 años. El motivo de ello era que todavía se tenía muy asentada la idea de que las mujeres maduraban mucho más tarde que los hombres y que no eran mentalmente adultas hasta haber cumplido la treintena. Esto no era satisfactorio para el movimiento sufragista, pero era mejor eso que nada. Igualmente, no dejaron atrás la lucha y alimentadas por esta victoria siguieron ejerciendo presión.

Pero el tiempo de Emmeline Pankhurst se estaba acortando. Justo cuando se estaba acercando a su principal propósito vital, es decir, que todas las mujeres pudieran votar, la salud de Emmeline Pankhurst empeoró y tuvo que ingresar en un hogar para gente mayor. Sería ahí donde pasaría sus últimos días, falleciendo el 14 de junio de 1928, a la edad de 69 años. Poco más de un mes después, el 21 de julio el gobierno extendió el derecho a voto a todas las mujeres, tanto casadas como solteras, mayores de 21 años.

Referencias bibliográficas:

  • Ruiza, M., Fernández, T. y Tamaro, E. (2004). Biografía de Emmeline Pankhurst. En Biografías y Vidas. La enciclopedia biográfica en línea. Barcelona (España). Recuperado de https://www.biografiasyvidas.com/biografia/p/pankhurst.htm el 16 de septiembre de 2020.
  • Bartley, Paula. Emmeline Pankhurst (2002). London: Routledge. ISBN 0-415-20651-0.
  • Purvis, June. Emmeline Pankhurst: A Biography (2002). London: Routledge. ISBN 0-415-23978-8.