A medida que el tiempo avanza, va mejorando nuestra comprensión acerca de los problemas psicológicos que los seres humanos podemos desarrollar. Además, también van surgiendo nuevas herramientas terapéuticas, para ponerles remedio.

Entre estas soluciones tecnológicas está el Neurofeedback, un procedimiento usado en neuropsicología para tratar a pacientes con determinados trastornos emocionales o comportamentales. Veamos en qué consiste de la mano de expertos en el tema: el equipo de profesionales de la salud psicológica de IPSIA Psicología.

¿Qué es el Neurofeedback? Entrevista a IPSIA Psicología

En esta ocasión hablamos con los profesionales de IPSIA Psicología, centro de psicoterapia con presencia en Madrid y que se caracteriza por el uso de métodos terapéuticos innovadores y herramientas tecnológicas desarrolladas para mejorar el bienestar de sus pacientes. En este caso nos dan su experiencia sobre el uso del Neurofeedback, un recurso no invasivo e indoloro que se basa en darle información en tiempo real al paciente acerca de los patrones de actividad eléctrica de zonas de su cerebro.

¿Cómo explicarle lo que es el Neurofeedback a alguien que nunca ha oído hablar sobre ello?

Le diría que es una forma no invasiva que tenemos de registrar la actividad cerebral y de crear un sistema de entrenamiento que cambie la forma que tiene el cerebro de funcionar. El paciente aprenderá a ser consciente de su actividad cerebral y a modificarla para poder cambiar esa actividad cerebral fuera de la consulta del psicólogo.

¿Cuáles son los problemas en los que se utiliza el Neurofeedback de una manera más frecuente?

El Neurofeedback es muy conocido por su tratamiento en Trastorno por Déficit con Hiperactividad en la que ha sido avalada por la Asociación Americana de Pediatría.

Además, se ha visto que el Neurofeedback es de utilidad en otros problemas, como el daño cerebral, la epilepsia, las adicciones, la depresión, la ansiedad, el TOC, etc. También se ha mostrado eficaz para mejorar el desempeño en deporte de alto rendimiento.

El funcionamiento de esta técnica va más allá de las estrategias conscientes de evolución psicológica y cuestionamiento de creencias disfuncionales que dan pie al mantenimiento de un trastorno. ¿Por qué funciona el Neurofeedback? ¿Qué lo hace eficaz, casi sin que el paciente se dé cuenta de lo que pasa?

El Neurofeedback influye en el cerebro de un modo pasivo, a través del refuerzo operante de determinadas ondas cerebrales que el psicólogo elige dependiendo de la problemática del paciente.

Así, en unas sesiones la persona ha aprendido a modificar su actividad cerebral por él mismo, algo que en la psicoterapia convencional no es posible. Si el Neurofeedback es combinado con la psicoterapia, produce cambios más rápidos.

La utilización de Neurofeedback no significa que el problema sea el cerebro. El funcionamiento del cerebro es la causa del problema; el problema son o han sido las diferentes situaciones y relaciones que ha tenido, y conductas que la persona ha realizado para “sobrevivir” en su mundo. Pero realizando una modificación del funcionamiento del cerebro podemos ayudar a la persona mediante la regulación cortical a responder mejor a los impulsos y hábitos subcorticales.

¿Con qué tipos de terapia se combina bien?

El Neurofeedback tiene un paradigma conductista, pero sirve de entrenamiento para acompañar a cualquier terapia. En nuestro centro combinamos Neurofeedback con EMDR, hipnosis, y las terapias de tercera generación.

¿Qué preparación hace falta para aplicar Neurofeedback en pacientes?

Hace falta ser neuropsicólogo o tener conocimientos específicos para conocer la implicación del cerebro en los diferentes problemas.

Una vez se han iniciado las sesiones de terapia en las que se usa el Neurofeedback, ¿cómo va produciéndose la mejora en el bienestar de quienes acuden al centro de psicoterapia?

Dependiendo del motivo de consulta, consideraremos mejora unos objetivos u otros, pero coincide en que la mayoría de pacientes se sienten con más claridad, con mejor ánimo y más relajados.

Lo normal es que las personas hagan psicoterapia a la vez que Neurofeedback, así que entre los dos profesionales se van realizando evaluaciones del estado de la persona. En Neurofeedback cada 10 sesiones se van realizando evaluaciones de la actividad del cerebro, para ver cómo mejora y para proponer nuevos objetivos; además realizamos preguntas dirigidas a que las personas nos digan cómo se han encontrado