¡Ups!

Se ha producido un error inesperado. Por favor, inténtalo otra vez o contacta con nosotros.

¡Ups!

Se ha producido un error inesperado. Por favor, inténtalo otra vez o contacta con nosotros.

¡Ups!

Se ha producido un error inesperado. Por favor, inténtalo otra vez o contacta con nosotros.

¡Ups!

Se ha producido un error inesperado. Por favor, inténtalo otra vez o contacta con nosotros.

¡Ups!

Se ha producido un error inesperado. Por favor, inténtalo otra vez o contacta con nosotros.

¡Ups!

Se ha producido un error inesperado. Por favor, inténtalo otra vez o contacta con nosotros.

¿Amor real o amor de compañía?

Una breve reflexión acerca del proceso de encontrar el amor real en las relaciones de pareja,

Amor real o amor de compañía

En la vida siempre habrá la necesidad de amar y ser amados; pero... ¿Cuán difícil es hacerlo? El amor tiende a traer consigo una variedad de problemáticas que en miles de ocasiones no logramos descifrar, hay cuestionamientos que dejan sin aliento y aún sin deseos de continuar.

Sin embargo, por muchas experiencias amargas que se tengan, siempre se está a la expectativa de encontrar esa pareja ideal con la que siempre se ha soñado, esa persona con la que se pueda ser sí mismo/a sin temor a ser rechazado/a; ese individuo que pueda convertirse en tu mejor amigo/a, en tu amor de compañía.

La búsqueda de esa persona es constante, se realiza por medio de los amigos, el trabajo, la universidad, el vecindario, la iglesia e incluso en páginas de internet; ¡así es!, hay páginas de citas donde se busca esa pareja soñada por todo el mundo, en las cuales se pasa horas y horas analizando cada perfil con la idea de hallar el idóneo/a.

¿Qué pasa cuando no se encuentra a esa “alma gemela” en el tiempo deseado?

Muchas veces se atraviesa por una crisis de ansiedad y depresión que puede fracturar la autoestima, haciéndote pensar que no eres apta/o para vivir un amor verdadero; esto lleva a que le pongas atención a cualquier individuo con la idea de no estar sola/o, pero te generará más sentimiento de soledad, frustración e indignación con la vida.

¿Por qué sucede esto? Estamos tan enfocados en el que dirán, en los parámetros de la sociedad e incluso en la “felicidad” del otro, que se tiene como finalidad de encajar sin entender que antes de aspirar a vivir un amor real, debes de amarte a ti primero.

Es importante reconocerse para poder compartir tu vida con alguien especial; debes de ser esa persona con la que quieres estar. Es decir, si no amas estar sola/o, si no te disfrutas… ¿Cómo puede otra persona disfrutar de tu compañía? Si tú misma/o no disfrutas de ti, eso significa que no hay nada bueno que puedas ofrecer, ya que no puedes dar de lo que no tienes. Amarte, valorarte, disfrutarte, conocerte, gozarte es lo primordial antes de conocer a alguien. Cuando le pides a una persona que comparta la vida, debes de estar seguro/a de que será una buena compañía; de lo contrario perderás el tiempo con alguien que solo estancara tu vida y no te dejará disfrutarlo con libertad.

Muchas veces escucho repetir “ya me está dejando el tren”, “andemos con el equivocado, mientras llega el indicado” esto, con la finalidad de no pasar el tiempo solos; lo cual me hace preguntar frecuentemente: ¿Eres tan aburrido/a que necesitas estar con alguien para poder divertirte? ¿Y qué si eres una persona mayor? ¿Acaso el amor tiene límites de edad? Pero lo que más me pregunto es ¿dónde está tu autoestima? ¿Por qué estás tan enfocado en el qué dirán?

¿Qué hacer?

Para encontrar el verdadero amor, debes conocerte primero, aprender a estar sola/o; entender cuáles son tus expectativas y tener claro tus deseos, metas y sueños para no equivocarte al momento de encontrar una persona, así dejarás de buscar quien te haga feliz, porque... ¡Ya lo eres! Buscarás a quien complemente tu felicidad y te acompañe por el camino de la vida.

Para lograr esto, deberás tener mucha paciencia y hacerte consciente de la realidad, recuerda que lo único que puedes escoger en tu vida es a tu pareja, ya que a tus papás no los elegiste, a tus hermanos tampoco, y mucho menos a tus hijos; pero a tu amor de compañía sí, con quien compartir tu vida debe de ser una tarea bien hecha, con calma y sin prisa.

¿Qué pasa si me equivoco al elegir?

No pasa nada, caer para levantarse nunca será caer; debes de comprender que todas las personas somos diferentes y que lo único seguro en la vida es la muerte; aunque busques esa persona ideal y tengas cuidado al hallarla, puede que te equivoques al elegirla; lo único que debes de tener claro es no perder tu norte, y entender que el amor verdadero, el amor real es aquel que se convierte con los años en amor de compañía; es el amor que se requiere para envejecer, para compartir los últimos años de vida.

Muchas personas se equivocan al elegir, o quizás eligieron apresuradamente por las presiones sociales, pero con el transcurso del tiempo se dan cuenta de que esa persona elegida les ocasiona daños emocionales, psicológicos; y se quedan ahí, dejando a un lado su felicidad por temores infundados primeramente en la sociedad, por la economía e incluso por los hijos; hijos que cuando sean mayores se irán, y a los cuales al quedarte les estás ocasionando daños mayores.

Así que ten en cuenta que tienes la capacidad de salir adelante y encontrar un amor real con el que podrás compartir todas las cosas soñadas.

Un amor verdadero es quien te impulsa cada día a ser mejor, quien te acompaña a vivir y no aquel quien quiere que dejes tu vida por vivir la de él o ella; es quien está contigo para compartir el regalo de la vida.

¿Dónde hallo a esa persona con la que pueda compartir mi vida?

No hay un lugar exacto donde la puedas hallar; solo debes tener paciencia y mientras tanto disfrutar la vida, conocerte a ti mismo/a, hacer cada día una versión mejorada de ti, ir a terapia para quitar todos esos fantasmas del pasado que te oprimen; de esta manera encontrarás seguridad en ti, y cuando llegue esa buena compañía, sentirás que vives intensamente aún con todos los altibajos que se presenten, (que se presentaran porque no hay relaciones perfectas).

Pero como ya has hecho tu parte, ya hay confianza en ti; podrás vibrar, reír con todas las locuras y ocurrencias que hay en una relación; y aunque disfrutes tu soledad, desearas compartir cada instante con esa persona, no querrás que se aleje ni un solo momento, pero que cuando está lejos, estás tan seguro/a que no sientes desconfianza de lo que esté haciendo.

¿Si hay peleas en la relación es porque no elegí bien?

Si bien es cierto que todas las personas somos imperfectas, nadie llegará a tu vida para hacerla perfecta, ya que la vida es como una montaña rusa, hay subidas y bajadas.

Las diferencias que hay entre tú y tu pareja en muchas ocasiones causará conflictos, pero a pesar de todos ellos, siempre sentirás que ha sido la mejor decisión que has podido tomar y estarás agradecido/a con Dios, con la vida, con quien creas, porque sientes que es el mejor regalo que has podido tener.

A lo que debes poner atención es que con las diferencias no haya violencia de ningún tipo; si la hay, debes buscar ayuda.

Para concluir, el amor real no es diferente al amor de compañía; estos dos son el conjunto de un verdadero amor, que se fusiona con otra persona, pero que debe ser el que tienes contigo mismo/a. Amarte realmente, es necesario porque serás tú compañía durante toda la vida; si aún sientes que no has logrado amarte de verdad, no dudes en buscar ayuda profesional para hacerlo, créeme que es lo más maravilloso que puede existir en la vida, un psicólogo te ayudará, ¡Invierte en ti!

Artículos relacionados