La situación de confinamiento actual parece estar llegando a su fin, pero... ¿qué protocolos y medidas de higiene psicológica deben seguir las familias en estos tiempos convulsos?

Confinamiento y familias: ¿cómo gestionar las emociones negativas?

Los profesionales del centro Atenea de Palma de Mallorca nos ayudan a poner luz a esta cuestión.

1. Cómo crees que puede estar afectando el confinamiento a las familias?

Estamos viviendo una situación desconocida para la mayoría de nosotros, unas medidas nuevas, una situación diferente, muchas preguntas sin respuesta, incertidumbre.... Todo esto nos afecta a nuestra estabilidad emocional, psicológica y mental.

En un mismo día atravesamos muchas y diversas emociones: frustración, ira, desconcierto, tristeza, inseguridad, temor, angustia, alegría, esperanza, amor... todas ellas nos llevan a expresarnos de forma incorrecta o desesperada con aquellos que nos rodean.

Es importante partir de la base que el confinamiento nos afecta a nivel personal. Todos los miembros que forman el núcleo familiar, sienten esa mezcla incontrolada de emociones.

No debemos asustarnos si tenemos discusiones o malos entendidos, con nuestra pareja, padres o hijos, sobre temas que jamás nos habían causado enfrentamientos, es normal. Dentro de esta situación peculiar que estamos viviendo, los sentimientos se intensifican más, las necesidades salen a luz, estamos menos receptivos y más susceptibles.

2. En el contexto de una relación de pareja sin hijos, cuáles crees que son las medidas de higiene psicológica y relacional que deberían guiar estos días de cuarentena?

Existen diferentes perfiles de pareja, según la rutina a la que estuvieran acostumbradas:

  1. Las parejas acostumbradas a trabajar juntas y pasar muchas horas el uno junto al otro. El escenario actual apenas ha cambiado para ellos. Este perfil de pareja, está acostumbrada a gestionar ese tiempo juntos, las escapadas individuales que podían realizar antes (comidas con amigos, paseos por la playa, compras...) las pueden sustituir realizando actividades individuales que les relajen y descarguen de la tensión diaria (baños relajantes, videollamadas con los amigos, leer aquel libro para el que jamás encuentras tiempo..)

  2. Las parejas que trabajan todo el día fuera de casa y se veían para cenar. El escenario que están viviendo actualmente está totalmente cambiado. Si estáis dentro de este perfil de pareja, es importante aumentar la comunicación desde el sentimiento, es decir, expresar como nos sentimos para evitar conflictos producidos por malos entendidos. Debemos aprovechar este momento para conocernos mejor a nosotros mismos y disfrutar mas de los momentos de pareja. Preparar viajes

  3. Las parejas que podían compartir momentos a lo largo del día dependiendo de la intensidad de trabajo (desayunar juntos, comer o cenar).

Sea cual sea el perfil de pareja, encontrar momentos individuales para desconectar y relajarnos, hablar más, comunicar emociones y sentimientos y proyectar planes de futuro, son los consejos que desde Atenea damos a las parejas en estos momentos dispares que estamos viviendo.

3. Cómo elaborar un proceso de duelo cuando no es posible realizar reuniones familiares en las que despedirse del ser amado?

Este punto, es, sin duda, el más difícil y duro que debe vivir un ser humano.

No existe una fórmula que evite el dolor y el sufrimiento por la pérdida de un ser querido en circunstancias inusuales o repentinas. Tan solo podemos anticiparnos, hablar desde el corazón con nuestro familiar, decirle que es importante para nosotros, que le queremos mucho y que le necesitamos.

Es importante poder contactar con nuestros familiares y compartir con ellos el dolor que sentimos.

Expresar y compartir son las bases para poder sobrellevar mejor estos momentos duros y difíciles.

4. Desde Atenea, qué recursos o herramientas estáis proporcionando a vuestros pacientes para atender sus necesidades, estén estas vinculadas al covid-19 o no?

Desde Atenea, tenemos contacto con cada uno de nuestros pacientes. Les ofrecemos los recursos y herramientas que se adaptan a cada una de sus necesidades y demandas. Ofrecemos sesiones por Skype, llamadas telefónicas, mensajes...

Hoy más que nunca, debemos aprender de esta situación. A dar más a quienes deseemos, a frenar. A saber decir basta, a luchar contra las injusticias, a valorar las pequeñas cosas que nos llenan, a querernos, a pedir perdón y a perdonar.

¡Saldremos de esta! Pero si no aprendemos nada, todo nuestro sufrimiento y esfuerzo no habrá servido de nada.