Tú eres la persona más importante que vas a conocer en toda tu vida. Por esta razón, el eje central de tu bienestar es el equilibrio interior que nace de la aceptación de abrazar con amor tu propia esencia. 

A lo largo del tiempo, mantienes constantes vínculos sociales, sin embargo, recuerda que también mantienes un diálogo interior habitual. Cuando tu diálogo interior se tiñe de culpa, quejas y reproches, entonces estás limitando tu potencial de felicidad.

Por el contrario, cuando fomentas un tono amable y palabras agradables en esa conversación interna que te acompaña, empiezas a nutrir tu autoestima con aceptación. Aceptarte no significa únicamente valorar tu cuerpo tal y como es, sino también aceptar tu pasado desde la gratitud que te permite saber que gracias al camino recorrido, hoy eres una persona más sabia. Aceptar significa hacerte cargo de tus errores y aciertos como persona responsable de tu vida. 

Aceptarte significa abrazar a esa parte infantil que late en tu corazón en forma de recuerdos de infancia que perduran en tu memoria.

La aceptación te ayuda a crecer como persona

Solo es posible ser feliz de verdad lejos de cualquier síndrome de perfeccionismo que te encadena a la frustración eterna de no estar a la altura de esas expectativas exigentes que pones sobre tus hombros. Es decir, no eres una máquina, sino una persona con virtudes, pero también con límites. 

Conviene no confundir la aceptación con el conformismo de creer que como ya eres de un modo determinado, no puedes cambiar tu carácter a determinada edad. Como ser humano, tienes un potencial de crecimiento personal. Sin embargo, todo cambio implica una decisión previa. 

Es natural que haya algunas partes de tu cuerpo que te gustan más, que sientas una mayor satisfacción por algunas características de tu modo de ser. Pero apreciar lo positivo no significa censurar aquello que te guste menos, ya que todo aquello que reprimes tiende a brotar con más fuerza en forma de frustración y rabia interior.

La falta de aceptación y sus consecuencias

Estos ejemplos sirven para visualizar cómo una persona puede boicotear su buena suerte. Por ejemplo, el caso de aquella persona a la que le cuesta aceptar los elogios y piropos que recibe por parte de su entorno, sencillamente porque como su nivel de autoestima es bajo, responde con escepticismo a estos mensajes externos. 

O también el caso de aquella persona que siente un enorme malestar emocional ante una crítica externa porque tiende a dar más valor a la opinión de otros que a aquello que piensa de sí misma. La falta de aceptación también puede mostrarse en el sentimiento de inferioridad que posiciona a la persona en sus relaciones con los demás en una posición de desigualdad. 

La falta de aceptación también puede ser un síntoma de falta de madurez, al tener una visión totalmente distorsionada de la vida, aspirando al disfrute constante.

¿Cómo aceptarse a uno mismo? Pautas a seguir

¿Por qué es tan importante esta aceptación? Porque cuando no te quieres como mereces, estás dando la espalda a tu propio corazón. 

¿Cómo empezar a quererte? Ganar en aceptación significa aumentar el amor propio. ¿Cómo lograr este objetivo de psicología?:

1. Gana libertad para aprender a decir no

Es decir, es muy importante que defiendas tus derechos personales desde la asertividad de establecer tus propios límites frente a quien vulnera tu espacio. 

2. Existe una conexión constante entre aquello que más temes y aquello que más deseas

Por tanto, observa qué hay al otro lado del miedo. Y conecta con ese objetivo para luchar por aquello que te importa, saliendo de tu zona de confort. 

3. Observa tu propia historia personal de un modo objetivo

No te fijes únicamente en tus errores. Celebra y recuerda tus éxitos personales y aciertos. 

4. No juzgues con dureza tus decisiones del pasado

Intenta comprender que tomaste aquellas decisiones en un contexto diferente y con una perspectiva vital distinta a la que tienes hoy. La experiencia te ha enseñado cosas nuevas.

5. Eres una persona única

Por tanto, vive como protagonista de una historia en la que tú creas tu buena suerte a partir de la coherencia entre pensamiento, sentimiento y acción. 

6. Educa tu talento

Incluso aunque tengas un talento especial para una actividad determinada, es muy importante que alimentes ese talento con formación para poder potenciarlo de verdad.

Terapia para aceptarse a uno mismo

Si atraviesas una etapa de inseguridad, la ayuda de un psicólogo online puede darte fuerza emocional para elevar el empoderamiento personal para proyectarte en la dirección de tu felicidad. Y la aceptación interior siempre está en la base de la felicidad, en cualquier forma y circunstancia. Porque solo tú puedes conocerte tanto como para saber qué quieres, qué es importante para ti y qué deseas priorizar en esta aventura de la existencia que te implica como protagonista. 

En definitiva, la terapia puede ayudarte a mantener un positivo equilibrio interior