¡Ups!

Se ha producido un error inesperado. Por favor, inténtalo otra vez o contacta con nosotros.

¡Ups!

Se ha producido un error inesperado. Por favor, inténtalo otra vez o contacta con nosotros.

¡Ups!

Se ha producido un error inesperado. Por favor, inténtalo otra vez o contacta con nosotros.

¡Ups!

Se ha producido un error inesperado. Por favor, inténtalo otra vez o contacta con nosotros.

¡Ups!

Se ha producido un error inesperado. Por favor, inténtalo otra vez o contacta con nosotros.

¡Ups!

Se ha producido un error inesperado. Por favor, inténtalo otra vez o contacta con nosotros.

¡Ups!

Se ha producido un error inesperado. Por favor, inténtalo otra vez o contacta con nosotros.

¡Ups!

Se ha producido un error inesperado. Por favor, inténtalo otra vez o contacta con nosotros.

¡Ups!

Se ha producido un error inesperado. Por favor, inténtalo otra vez o contacta con nosotros.

¡Ups!

Se ha producido un error inesperado. Por favor, inténtalo otra vez o contacta con nosotros.

¡Ups!

Se ha producido un error inesperado. Por favor, inténtalo otra vez o contacta con nosotros.

¡Ups!

Se ha producido un error inesperado. Por favor, inténtalo otra vez o contacta con nosotros.

¡Ups!

Se ha producido un error inesperado. Por favor, inténtalo otra vez o contacta con nosotros.

¡Ups!

Se ha producido un error inesperado. Por favor, inténtalo otra vez o contacta con nosotros.

¡Ups!

Se ha producido un error inesperado. Por favor, inténtalo otra vez o contacta con nosotros.

¡Ups!

Se ha producido un error inesperado. Por favor, inténtalo otra vez o contacta con nosotros.

¡Ups!

Se ha producido un error inesperado. Por favor, inténtalo otra vez o contacta con nosotros.

¡Ups!

Se ha producido un error inesperado. Por favor, inténtalo otra vez o contacta con nosotros.

¡Ups!

Se ha producido un error inesperado. Por favor, inténtalo otra vez o contacta con nosotros.

¡Ups!

Se ha producido un error inesperado. Por favor, inténtalo otra vez o contacta con nosotros.

¿Las relaciones de pareja a distancia funcionan?

¿Hasta qué punto puede ir bien una relación a distancia? Veamos los factores que influyen en ello.

Las relaciones de pareja a distancia funcionan

Las nuevas tecnologías nos hacen sentirnos más conectados y cerca los unos con los otros, un aspecto que puede ser de ayuda para las parejas que, por los motivos que sean, se han tenido que separar espacialmente.

No obstante, es ampliamente conocida la mala fama que tienen las relaciones a distancia, percibidas como relaciones con mucha probabilidad de que acaben fracasando. Al fin y al cabo, el contacto físico es un elemento crucial en las relaciones, y la distancia lo impide.

¿Las relaciones a distancia pueden funcionar, son viables? Esta es una pregunta con una extensa respuesta que vamos a exponer a continuación.

¿Las relaciones a distancia pueden funcionar?

Muchas parejas sienten gran preocupación al ver que, por el motivo que sea, deben pasar una temporada alejadas el uno del otro. No todas las personas tienen claro si las relaciones a distancia pueden funcionar, y no es de extrañar porque muy difícilmente estamos preparados para manejar esta situación. Además, la distancia y el amor son dos cosas que no casan bien.

La separación geográfica es algo que suele perjudicar al amor pues éste requiere de un importante ingrediente: la cercanía física. Dos personas que se quieren fortalecen su relación a través de las caricias, los besos y los abrazos, es decir, el contacto físico. Hasta la fecha, ninguna tecnología ha conseguido poder enviar estas expresiones de afecto físico, por lo que la distancia supone un impedimento físico para poder dar y recibir tales muestras de contacto físico y, consecuentemente, recibir el chute de oxitocina, la famosa hormona del amor.

Las relaciones de pareja a distancia son viables

Cuando una pareja tiene que hacer frente a la distancia física, es prácticamente inevitable que tambalee los cimientos de la relación. La nueva situación implica cambios en la dinámica relacional, obligando a los miembros de la pareja a adaptarse a nuevas circunstancias para poder mantener la relación. No es imposible. Ya adelantamos que las relaciones a distancia pueden funcionar, pero para ello requiere adaptarse bien a la nueva situación. Si no, la relación estará condenada al fracaso.

Factores que determinan el éxito de la relación a distancia

Si las relaciones amorosas presenciales son complicadas, las a distancia lo son más. Como comentábamos, pueden funcionar, pero no sin invertir un gran esfuerzo, ser constantes y teniendo en cuenta ciertos factores que determinan el éxito de la relación. Entre ellos los más destacables son los siguientes.

1. Tiempo de separación

El tiempo de separación es un factor que determina mucho si la relación a distancia va a funcionar, probablemente el que más. No es lo mismo estar separados por un par de meses que hacerlo por varios años o, peor todavía, de forma indefinida. Cuanto más tiempo pasan separados, más probable es que los miembros de la pareja se planteen qué necesidad hay de seguir juntos.

2. Distancia geográfica

La distancia geográfica es otro factor muy importante. En algunos casos, por mucho tiempo que pasen separados los amantes, si viven relativamente cerca pueden hacer un viaje de pocas horas para tener un momento presencialmente juntos. En otros casos, donde la distancia se mide en países y continentes o con océanos por en medio, se vuelve un factor muy entorpecedor en la relación.

3. Etapa de la relación

La etapa en la que se encuentra la relación también determina su éxito ante la distancia. No es lo mismo una pareja que acaba de comenzar, donde apenas hay nada serio, con un compromiso muy débil pero unas ganas de estar físicamente juntos muy intensa, que una relación de pareja de años en los que ya había un proyecto de vida juntos y donde el contacto físico ha tomado una prioridad secundaria.

4. Madurez de los miembros

Como último factor determinante del éxito de la relación a distancia, encontramos la madurez de los miembros de la misma. Si ambos son personas maduras, con empatía, estabilidad emocional y las ideas claras, la relación puede funcionar.

Características de las relaciones a distancia exitosas

En las parejas con relaciones a distancia que funcionan, podemos encontrar una serie de características que son la clave de su éxito.

1. Actitud de confianza sobre las relaciones a distancia

Es fundamental que, para que una relación a distancia tenga éxito, sus miembros confíen plenamente en que la relación va a funcionar por mucha separación física que haya.

2. Más sensualidad que sexualidad

Es evidente que la distancia física impide la sexualidad tradicional. Pese a que es un obstáculo importante para la relación, esto no necesariamente implica que la pareja vaya a acabar rompiendo. Ante la incapacidad de poder tener contacto físico en las relaciones a distancia, lo que se debe hacer es hacer que la sexualidad pase a un segundo plano y sustituirla por sensualidad.

Esta sensualidad se convierte en una muy buena forma de mantener viva la pasión entre la pareja que, combinada con el sexting o enviarse mensajes eróticos, puede servir muy bien de apaño para no echar tanto de menos los encuentros sexuales.

3. Menos discusiones

La distancia hace que las relaciones se vuelvan más frágiles, por lo que las discuones de pareja adquieren mayor gravedad. Lo que ha hecho que una pareja que vive en la misma ciudad haya estado peleada por un día, en una relación a distancia puede volverse en lo que la rompa. No poder hablar las cosas de forma directa y clara presencialmente hace que el más nimio asunto a discutir se convierta en una gran amenaza.

Las relaciones a distancia exitosas saben muy bien esto y, por ello, tratan de mantener la serenidad, reduciendo al máximo las discusiones. Si surge alguna, ambos amantes hacen lo posible para resolver la discusión, tratando de entender qué es lo que quería decir la otra parte y quitándole importancia. No vale la pena estar peleados encontrándose a miles de kilómetros de distancia.

4. Intereses en común

Cuántos mayores sean los intereses entre los miembros de la pareja, más sólida va a ser la relación y más impermeable será ante las amenazas de la distancia. Compartir intereses, valores y gustos son aspectos fortalecedores de la relación, tanto a distancia como presencial.

Problemas que perjudican la relación

Hemos visto los factores que influyen en el éxito de la relación y, también, cuáles son las características propias de las relaciones a distancia que funcionan. Ahora, vamos a conocer cuáles son los problemas que pueden acabar con la relación.

1. Celos e inseguridades

Las inseguridades y los celos son un gran problema en todo tipo de relaciones, origen de muchos conflictos. Este tipo de conductas pueden generar pensamientos de desconfianza hacia la relación, creyendo que ésta está abocada al fracaso. Es fundamental solucionar los celos y trabajar la confianza en la pareja para que la relación a distancia funcione.

2. Discusiones y peleas

En ningún tipo de relación es agradable tener peleas y discusiones, a menudo producto de problemas en la comunicación de pareja. La mejor manera de evitarlas es precisamente mejorar la comunicación, hablar de forma abierta y asertiva sobre la relación pero usando un tono apropiado y siendo claros para evitar que la otra persona se tome una crítica o un comentario como un ataque, en caso de que esto sea necesario.

Y muy importante: si hay que hablar de algo serio, se debe recurrir a las llamadas telefónicas o conferencias. Los mensajes escritos pueden inducir a confusión y malentendidos por muy escritos que estén, además, el tono del mensaje es muy libremente interpretable, haciendo que el receptor pueda entenderlo de tantas formas como uno se pueda imaginar.

3. Soledad

La sensación de soledad por la distancia es difícil de llevar y afecta de forma muy negativa en las emociones de ambos miembros de la pareja. Para combatir este sentimiento es necesario hacer un esfuerzo por parte de ambos y mantener el contacto con regularidad, mínimo una vez a la semana y teniendo en cuenta la diferencia horaria en caso de que la haya. La comunicación constante es la mejorar manera de combatir la soledad por la distancia en la relación.

¿Cómo saber si una relación a distancia está funcionando?

La distancia nos puede confundir pero, por fortuna, hay unas cuantas señales que nos indican que realmente la relación está funcionando, a pesar del obstáculo de la separación física.

Os sentís queridos

Si te sientes querido/a por tu pareja pese a no estar a tu lado físicamente es una buena señal. Sentir que nos quiere y apoya es indicativo de que la relación va por buen camino.

Os echáis de menos

Si te apetece hablar con tu pareja, deseando ansioso que llegue el momento de hablar y veros por videollamada, significa que la magia del amor y deseo siguen vivos. La añoranza es una buena señal de que la relación va bien. Lo contrario, no quereros ni ver, es preocupante.

Conclusión

Las relaciones a distancia funcionan siempre y cuando ambos amantes confíen en la relación, hablen abiertamente de lo que sienten, eviten las discusiones y mantengan una comunicación fluida y constante para hablar sobre el estado de la relación. El tiempo separados, la distancia, el grado de madurez y la etapa de la relación determinan el grado de éxito de la misma. Las discusiones, los celos y el sentimiento de soledad incrementan el riesgo de que la relación acabe fracasando.

  • Beck, A. T. (2011). Con el amor no basta. Madrid: Paidós.
  • Crystal Jiang, L., & Hancock, J. T. (2013). Absence makes the communication grow fonder: Geographic separation, interpersonal media, and intimacy in dating relationships. Journal of Communication, 63(3), 556-577.
  • Sahlstein, E. M. (2004). Relating at a distance: Negotiating being together and being apart in long-distance relationships. Journal of Social and Personal Relationships, 21(5), 689-710.
  • Sahlstein, E. M. (2006). Making plans: Praxis strategies for negotiating uncertainty–certainty in long-distance relationships. Western Journal of Communication, 70(2), 147-165.
  • Stafford, L., & Merolla, A. J. (2007). Idealization, reunions, and stability in long-distance dating relationships. Journal of Social and Personal Relationships, 24(1), 37-54.

Artículos relacionados