¡Ups!

Se ha producido un error inesperado. Por favor, inténtalo otra vez o contacta con nosotros.

¿Cuál es la relación entre las adicciones y la ansiedad o la depresión?

Profundizamos en la patología dual: ¿cómo las adicciones se asocian a la depresión y a la ansiedad?

Cuál es la relación entre las adicciones y la ansiedad o la depresión

Muchas personas me preguntan si los problemas de adicción pueden influir en otros problemas psicológicos, como la ansiedad o la depresión. Y mi respuesta es siempre que sí, sin ninguna duda.

Existen grandes correlaciones entre el consumo de sustancias adictivas y todo tipo de problemas psicológicos, y hay una dirección bidireccional: las adicciones aumentan la probabilidad de desarrollar otros problemas psicológicos, y casi cualquier problema psicológico aumenta las probabilidades de desarrollar problemas de conductas adictivas.

¿Qué es la patología dual?

La patología dual es la existencia simultánea de un trastorno de conductas adictivas y otros trastornos psicológicos. Cada caso es diferente, pero suele haber dos escenarios diferentes:

  • La persona ya sufre algún problema psicológico (ansiedad, depresión, esquizofrenia, etc), y termina acudiendo al consumo de drogas como una forma de automedicarse y compensar los síntomas. Llega un momento en que la persona se siente incapaz de afrontar ciertas situaciones sin tomar drogas.
  • La persona desarrolla un problema de adicción, y termina desarrollando también otros problemas, como consecuencia directa de su adicción. Agresividad, pérdidas de control, problemas de pareja y familiares, perder el interés por las cosas que antes le hacían feliz…

No todas las personas con ansiedad o depresión desarrollan problemas de adicción, igual que no todas las personas con problemas de conductas adictivas desarrollan otros problemas psicológicos. Cada caso es diferente, y depende de muchísimos factores, desde el contexto de la persona, su genética, su estilo de vida, su red de apoyo, etc.

Ansiedad y consumo de drogas

Cuando vivimos situaciones difíciles, que percibimos como peligrosas o amenazantes, buscamos formas de sentirnos mejor a corto plazo. La mayoría de las veces, los problemas de ansiedad son consecuencia de algunos de los “intentos de solución” de la gente. Por ejemplo, las conductas de evitación, alejarse de aquello que nos hace sentir mal, o buscar formas de sentir menos.

Pues eso es exactamente lo que ocurre cuando las personas con ansiedad consumen drogas como el alcohol o la marihuana. Buscan desconectarse temporalmente de sus preocupaciones y el sufrimiento del día a día.

Llega un momento en que el consumo de drogas se convierte en un hábito, y la persona desarrolla tolerancia a los efectos de las drogas que consumía. Entonces, para hacer desaparecer la ansiedad igual de rápido que antes, necesita consumir dosis mayores. Lo cual acelera el desarrollo de su adicción.

Por eso el alcohol es la droga más consumida del mundo, porque millones de personas se han acostumbrado a consumir en todo tipo de situaciones, sin darse cuenta de que van avanzando poco a poco a través de las diferentes fases del alcoholismo. Algunos estudios confirman que cerca de una quinta parte de las personas que consumen alcohol terminan desarrollando problemas de dependencia en algún momento de su vida. Por eso es crucial entender la manera en que las adicciones y los problemas de ansiedad interactúan.

Depresión y consumo de drogas

Ocurre algo muy parecido al caso anterior. Las personas con depresión son más proclives al consumo de ciertas drogas, que les ayuden a olvidar los sentimientos de desesperanza, culpabilidad o fracaso, o simplemente sentirse más energéticos en el día a día.

He trabajado con muchísimos pacientes que tenían sintomatología depresiva y adicción a la cocaína (u otras drogas). Usaban el consumo frecuente de cocaína para sentir la energía y confianza que no eran capaces de sentir en el día a día.

Esto explica también la gran dependencia psicológica a las drogas (además de la dependencia física). Cuando la persona intenta dejar de consumir, además de encontrarse con el síndrome de abstinencia físico, se siente incapaz de afrontar las situaciones del día a día sin los efectos de la droga. Consumir drogas de manera habitual es un intento por automedicarse.

¿Cómo se trata la patología dual?

El tratamiento más efectivo para la patología dual es la psicoterapia, acompañada de psicofármacos en los casos más graves.

Junto con la ayuda de un profesional de la salud mental y especialista en adicciones, la persona irá haciéndose consciente de sus patrones de comportamiento, cómo sus conductas adictivas interactúan con sus problemas de ansiedad o depresión (o cualquier otro problema psicológico, como los trastornos de conducta alimentaria).

¿Qué problema debe tratarse antes?

Depende del caso, pues cada persona es un mundo. Normalmente, después de hacer la evaluación del caso, la persona y el psicólogo decidirán juntos las prioridades terapéuticas. Normalmente, se trabajará el problema que más esté limitando el día a día de la persona, o que conlleve un mayor riesgo para la vida de la persona.

Por eso, en la mayoría de los casos, se trabajarán los problemas de adicción de la persona, y después se trabajarán los problemas de ansiedad o depresión, como parte de la estrategia global de prevención de recaídas.

Cómo superar las adicciones (aunque tengas ansiedad o depresión)

Un aspecto importantísimo de cualquier tratamiento para superar las adicciones es ayudar a la persona a aprender herramientas y estrategias nuevas para afrontar las situaciones difíciles del día a día (sin necesidad de consumir drogas).

Trabajar los problemas de ansiedad o depresión de la persona es esencial, pues esos síntomas serán los principales desencadenantes de recaídas en el día a día de la persona. Aunque la persona empiece el proceso con mucha motivación y buenas intenciones, si no trabaja sus otros problemas psicológicos, terminará recayendo en el consumo tarde o temprano.

Me llamo Luis Miguel Real, y llevo años trabajando como psicólogo especialista en adicciones. Si sufres de un problema de adicción, puedo ayudarte.

Psicólogo

València
Terapia online

Luis Miguel Real es especialista en adicciones, trabajando sobre todo con personas con problemas con el alcohol, la cocaína o las apuestas. También trabaja con otros trastornos, como la depresión y variantes de ansiedad. Ofrece terapia individual o de pareja, tanto presencial en su consulta privada en el centro de Valencia como online, atendiendo tanto a adultos como con adolescentes, y organiza programas de formación para empresas y organizaciones que lo soliciten.

Psicólogo/a

¿Eres psicólogo/a?

Date de alta en nuestro directorio de profesionales

Artículos relacionados