Este autor creó varias categorías para describirnos. Unsplash.

Uno de los objetivos más ambiciosos de la psicología es conocer cómo se conforma la personalidad de un invididuo, qué influye en su desarrollo y cómo va cambiando con el tiempo.

Como resultado de investigaciones y teorías, se encontró que los humanos tenemos ciertas inclinaciones hacia actitudes, ideas y preferencias específicas, las cuales son influidas por una fuerza interna llamada temperamento. En este artículo veremos cuáles son las combinaciones temperamentales de Tim LaHaye.

¿Qué es el temperamento?

Entendemos por temperamento la combinación de actitudes y disposiciones personales que heredamos de nuestra familia, especialmente de nuestros padres.

Es bueno saber qué tipo de temperamento tenemos, porque además de conocernos más, aprendemos a optimizar nuestros recursos y aprovechar el potencial que tenemos; además de saber controlarlo en momentos en que necesitamos más racionalidad y no permitir que nos controle de manera inconsciente. Normalmente actuamos según el que tenemos, no tenemos alguno en particular por las acciones que hacemos. Pueden ser desde actos sutiles como ciertas preferencias, hasta modos de pensar y actitudes.

Teorías temperamentales

A lo largo de la historia, se han formulado diferentes teorías acerca de los tipos de temperamentos existentes. Una de ellas es la de los 4 temperamentos básicos, hecha por Galeno. Está basada en la teoría de los 4 humores de Hipócrates, la cual decía que el cuerpo humano está formado por 4 elementos (humores):

  • Sangre.
  • Flema.
  • Bilis amarilla.
  • Bilis negra.

De esta idea, Galeno propuso su teoría, la cual clasificaba los tipos de temperamentos de esta forma:

  • Sanguíneos.
  • Flemáticos.
  • Coléricos.
  • Melancólicos.

Con esta teoría como base, el escritor Tim LaHaye propuso una nueva, con algunas modificaciones y ampliaciones: las 12 combinaciones temperamentales.

Las combinaciones de temperamento según Tim LaHaye

Para él, el hecho de que sólo hubiera 4 posibles temperamentos era un planteamiento que se alejaba de la realidad. Por nuestra complejidad como seres, es casi imposible que encajemos sólo en 4 categorías, ya que cada uno tenemos varias fortalezas y varias debilidades, por lo que lo más conveniente parecía ser considerar que podemos tener combinaciones de temperamentos, aunque uno siempre será el dominante y otro el secundario.

1. San-Col

El más extrovertido de todos. Es del tipo orientado hacia la personas, entusiasta. Predomina la buena organización y la productividad. Habla demasiado y es fácil que exponga sus debilidades ante los demás; habla de más sin conocer todos los hechos. A la menor provocación puede detonar su ira.

2. San-Mel

Muy emotivo con fluctuaciones de estados de ánimo constantes. Normalmente expresan sus críticas hacia otras personas o situaciones abiertamente; son perfeccionistas. Puede establecer muy buenas relaciones sociales cuando su arrogancia no sale a flote. Suele ser inseguro.

3. San-Flem

Normalmente tiene buen humor y es libre; tienden a encontrarle el lado positivo a todas las situaciones. Le gusta ayudar a las personas. Se regula más por circunstancias externas y por su ambiente que por su motivación interna. Tiende a apreciar la vida familiar y el amor. Sus grandes debilidades son la falta de motivación y de disciplina.

4. Col-San

Su esfuerzo está dirigido a la productividad y a propósitos específicos. Tiene altos niveles de energía, siempre tiene que estar haciendo algo. Excelente comunicador. La principal debilidad es la hostilidad, es muy franco. Le es difícil concentrarse en algo por mucho tiempo.

5. Col-Mel

Orientado hacia una meta y cuidadoso con los detalles. Muy laborioso y capaz. Tiene una mente analítica, rápida y decidida. Excelente para los debates combinando su agresividad verbal con atención a los hechos. Competitivo y poderoso en todo lo que hace; perfil de liderazgo. Algunas de sus debilidades son que tiende a volverse autócrata, es hostil y puede guardar mucho resentimiento.

6. Col-Flem

Una combinación entre lo vivo y caluroso con lo tranquilo y lo frío. Deliberado y calmado. Es muy organizado, y es capaz de ayudar a los demás a dar lo mejor de sí. Puede anidar resentimiento y amargura. No le es fácil reconocer sus errores y es muy terco.

7. Mel-San

Buen comunicador. Presta atención a los detalles. Es un ser muy emocional, puede reflejar felicidad total o un humor muy negro. Carismático, capaz de conseguir seguidores. Tiende a ser rígido con los demás y ser un crítico estricto.

8. Mel-Col

Perfeccionista y buen líder. Eficaz para administrarse y liderar un negocio. Propenso al análisis detallado. Pocas cosas le cuestan trabajo o le salen mal. Es muy difícil de complacer y raramente se siente satisfecho consigo mismo.

9. Mel-Flem

Bueno entablando relaciones con los demás. Perfeccionistas analíticos y organizados. Generalmente es humanitario. Excelente en ortografía y en matemáticas. Prefiere trabajar solo en un ambiente tranquilo. Puede anidar ira y tiende a tener pensamientos de venganza. Es vulnerable al temor, ansiedad y a una autoimagen negativa.

10. Flem-San

Congenia fácilmente con otros, es cooperativo, atento, diplomático y divertido. Orientado hacia las personas, raras veces expresa actitudes agresivas. Una de sus debilidades es la falta de motivación y es por esto que, a veces, no logra explotar todas sus capacidades. Deja escapar buenas oportunidades.

11. Flem-Col

Es excelente consejero, porque le gusta escuchar y le interesan las personas. Puede ser buen líder. Es confiable y gentil, no representa amenaza para nadie. Siempre busca hacer lo correcto. Puede ser muy terco y resistirse a ceder. Su ira interna se refleja en su silencio. Temeroso.

12. Flem-Mel

Gentil, fiable y exacto. Rara vez siente hostilidad. Es muy empático, organizado y le gusta ayudar a los demás. Trabaja muy bien bajo presión, aunque tiende a ser pasivo. Algunas de sus debilidades son el temor, la negatividad, el egoísmo y la falta de una autoimagen estable. Cuando se da cuenta de que sus temores son los que le impiden llegar al éxito, sale de su caparazón y se vuelve exitoso.

Nuestra complejidad va más allá

Aún con estas 12 categorías temperamentales tal vez no haya una que te represente totalmente, por eso se pueden seguir haciendo más combinaciones u otorgar porcentajes a las que mejor te describan. Los seres humanos somos seres complejos, por lo que es muy difícil una clasificación precisa de cualquiera de los elementos que componen nuestra personalidad.