A nivel general, la mayoría de las personas no tiene muy claro a qué se dedican exactamente los psicólogos que se especializan en tratar a pacientes en su consulta. Por ello, no sorprende que, por lo general, aún se tenga menos conocimiento acerca de en qué consiste un ámbito más concreto de la psicología aplicada: la labor de los psicólogos infantiles.

Esto es normal, nadie nace sabiendo y no existe ningún motivo por el que todas las personas deban saber, por el mero hecho de existir, qué hacen los profesionales de la psicología infantil. Sin embargo, teniendo en cuenta que la salud mental y el bienestar emocional de los más pequeños son aspectos muy importantes para que puedan desarrollarse correctamente, interesa conocer aunque sea los aspectos básicos acerca de esta rama de la psicología.

Por eso, en este artículo veremos cuáles son las funciones del psicólogo infantil, de qué manera puede ayudar a los niños y a las familias, y el modo en el que se trabaja en esta área profesional.

¿Qué es la psicología infantil?

Lo primero que hay que tener en cuenta para entender qué es la psicología infantil es que no se trata de un campo científico herméticamente cerrado o claramente diferenciado del resto de ramas de la psicología, con las que apenas se tocaría. Es más bien un ámbito de trabajo que se solapa con muchas otras áreas de la psicología y que se centra en las necesidades y las características propias de los niños y las niñas.

Esto significa, entre otras cosas, que en la psicología infantil hay una faceta orientada hacia la investigación del comportamiento y los procesos psicológicos de los más pequeños, y otra orientada a la psicología aplicada en la ayuda a niños y a familias con niños, así como a entidades que trabajan con ellos (típicamente, las escuelas).

En ambos espacios de trabajo, estos profesionales colaboran con otros tipos de psicólogos para construir así conocimiento teórico-práctico; a fin de cuentas, no se aprende acerca de la infancia sin aprender acerca del ser humano en general, y viceversa. Eso sí, a la práctica, cuando se habla sobre psicólogos infantiles se hace refiriéndose a quienes se dedican a este segundo ámbito, el aplicado.

Pero no solo hay un solapamiento en cuanto al tipo de trabajo que hay que hacer. También hay un solapamiento temático, en cuanto a los contenidos con los que se trabaja. Así, entre las principales funciones de un psicólogo infantil están conocer áreas de conocimiento como el proceso de maduración del sistema nervioso durante la infancia, las diferentes formas de aprendizaje, las dinámicas familiares y estilos de crianza y educación, la expresión de trastornos psicológicos, neurológicos y psiquiátricos en niños y niñas, y más. Todos estos contenidos, a su vez, son abordados por otros ámbitos de la psicología: la psicología del desarrollo, la psicología clínica y de la salud, la psicología educativa, etc.

En conclusión, los psicólogos infantiles se dedican a trabajar en una parcela de la realidad centrada en las experiencias por las que pasan los más pequeños, y que se entrecruzan con los campos de estudio y de intervención de otras especializaciones de la psicología.

Las funciones del psicólogo infantil

Estas son las principales labores que abordan los psicólogos infantiles en su día a día, si bien hay diferentes sub-secciones de especialización.

1. Terapia infanto-juvenil

La terapia infantil y juvenil es uno de los ámbitos de trabajo más importantes de la psicología infantil, ya que en él se ayuda a niños y niñas en situaciones de especial vulnerabilidad.

2. Asesoramiento educativo

También es frecuente que los psicólogos infantiles colaboren con centros educativos para ayudarles a desarrollar maneras eficaces de educar, adaptarse a las necesidades de alumnos con algún diagnóstico vinculado a sus capacidades cognitivas o a sus patrones de comportamiento, y a resolver problemas puntuales.

3. Terapia familiar

En algunos casos, el problema a solucionar está en el modo en comportamientos problemáticos que se han cronificado en la manera de relacionarse de los miembros de una familia. Por eso, entre las funciones de los psicólogos infantiles está participar en la ayuda a estas familias con problemas y con uno o más hijos o hijas de pocos años de edad.

4. Neuropsicología infantil

Es posible que por daño adquirido o por enfermedades de causa genética surjan alteraciones en el funcionamiento del Sistema Nervioso Central de los niños y niñas. Para atender a sus necesidades y favorecer su rehabilitación, intervienen los psicólogos infantiles y los neuropsicólogos.

5. Investigación

Tal y como hemos visto, los expertos en psicología infantil también pueden dedicarse a la investigación, publicando en revistas científicas.

¿Buscas apoyo profesional en psicólogos expertos en la infancia?

Cribecca

Si te interesa contar con la ayuda de psicólogos infantiles en ámbitos como la educación, el tratamiento de alteraciones emocionales o comportamentales o el asesoramiento a familias, te invitamos a contactar con nosotros, el centro de psicología Cribecca.

En nuestras instalaciones ubicadas en la ciudad de Sevilla te atenderá un equipo de profesionales con sólida experiencia en la terapia infanto-juvenil y para adultos, trabajando desde los principios de la terapia cognitivo-conductual, una de las más eficaces y probadas científicamente. Si te interesa ver nuestros datos de contacto, haz clic aquí.

Referencias bibliográficas:

  • Blasi, C.H.; Bjorklund, David F. (2003). Evolutionary Developmental Psychology: A New Tool for Better Understanding Human Ontogeny. Human Development. 46(5): 259 - 281.
  • Hogan, J.D. (2000). Developmental psychology: History of the field. En Alan E. Kazdin (ed.). Encyclopedia of Psychology. Volumen 3. pp. 9 -13.
  • Mattison, R.E., Mayes SD (2012). Relationships between learning disability, executive function, and psychopathology in children with ADHD. J Atten Disord. 16(2): pp. 138 - 146.
  • Snowman, J. (1997). Educational Psychology: What Do We Teach, What Should We Teach? Educational Psychology, 9, pp. 151 - 169.