El amor es, para la mayoría de las personas, algo maravilloso que espera encontrar y vivir. Pero también es un fenómeno complejo que puede provocar una gran cantidad de dudas, miedos e inseguridades tanto cuando se está en una relación como cuando no. 

En este artículo vamos a ver diferentes preguntas sobre el amor que a menudo se han hecho gran cantidad de personas.

Preguntas sobre el amor

A continuación procedemos a mostraros algunas preguntas que numerosas personas se han hecho sobre el amor.

1. ¿Qué es el amor?

Si bien la mayoría de las personas desea encontrar y experimentar el amor, este concepto en realidad es muy complejo y complicado de definir. Se considera amor al vínculo o sentimiento de afecto producido entre dos o más personas (si bien también puede ser hacia uno mismo) y en el que aparece en diferentes proporciones pasión, intimidad y compromiso (siendo un equilibrio lo que autores como Sternberg consideran amor consumado o verdadero).

2. ¿Es estable o se mantiene con el tiempo?

Algunas personas consideran que el verdadero amor permanece inalterable y eterno, sin cambios durante toda la relación. Sin embargo, cuando una relación se mantiene en el tiempo la mayoría de las personas ven cómo a pesar de que se mantiene la vinculación romántica, las características de éste van cambiando (se reduce la pasión, aumenta la confianza y el compromiso, etc.).

3. ¿Existe el amor a primera vista o el amor se construye con el tiempo?

En este aspecto existe una gran variedad de opiniones. Es cierto que algunas personas tienen más facilidad para enamorarse que otras, y en algunos casos las características de una persona concreta pueden generar en un individuo una sensación de enamoramiento. Sin embargo, no hay que confundir amor con atracción física y/o pasión.

4. ¿Qué nos enamora?

A menudo nos preguntamos qué nos enamora de alguien. Esta pregunta resulta muy complicada de contestar, ya que depende en gran medida de las características, creencias, expectativas y necesidades de la persona que se enamora y como el otro sujeto se relaciona con ellas. Por lo general el aspecto físico se vincula a la atracción física, pero en general se considera que es la personalidad y la forma de actuar lo que nos induce a enamorarnos. Existen múltiples teorías al respecto, como por ejemplo la que lo vincula a las feromonas que desprende una persona o bien al misterio que despierte.

5. ¿Existe una única forma de amar?

A veces nos encontramos con que diferentes personas describen su amor de una forma que nos puede resultar extraña y que no se corresponde con lo que nosotros haríamos. Tenemos que tener en cuenta que cada uno tiene un concepto de amor, unas necesidades afectivas y una personalidad características que pueden generar diferentes perspectivas respecto a lo que implica amar. 

No hay una única forma de amar que resulte correcta sino que todas resultan válidas, siempre y cuando se respeten los derechos y libertades de las personas implicadas y no se produzca ningún tipo de abuso ni de dependencia.

6. ¿Amor es sólo amor romántico?

Cuando se habla de amor por lo general se piensa en el amor romántico y de pareja, pero lo cierto es que la capacidad de amar no se limita a este ámbito. La familia, los amigos, la humanidad, el mundo o la vida, los propios sueños, la vocación, los resultados de nuestros esfuerzos, ideas o conceptos o uno mismo como persona pueden y deben ser objeto de amor.

7. ¿Hay relación entre amor romántico y sexo o son aspectos completamente separados?

La vinculación del amor romántico y el sexo es un tema que se ha discutido desde la antigüedad y creado numerosos conflictos y debate. Lo cierto es que ambos aspectos pueden estar asociados o disociados según las creencias y valores de cada persona, y esta asociación puede cambiar con el tiempo o dependiendo del tipo de sensaciones que despierte el sujeto en cuestión.

8. ¿El amor es adictivo?

El amor tiene potencial para resultar adictivo, al provocar el enamoramiento la liberación de dopamina y otras sustancias que generan sensaciones de recompensa y placer.

9. ¿Enamorarse es ver a la otra persona como perfecta?

Si bien existe la tendencia a idolatrar en mayor o menor medida a la persona amada, el amor no implica ser ciego a los defectos y problemas de la persona en cuestión o de su relación con nosotros. Idealizar a esa persona solo hará que se mantengan expectativas que puede no llegar a alcanzar y provocar discusiones y desengaños inmerecidos.

10. ¿Por qué a veces nos enamoramos de alguien a quien no podemos tener?

Algunas personas se enamoran de alguien con quien en principio no pueden tener nada (por ejemplo por tener una orientación sexual diferente o porque simplemente no nos corresponde). ¿Por qué?

La respuesta esa pregunta es compleja. En primer lugar hay que tener en cuenta que enamorarse no es algo voluntario: no elegimos cómo, cuándo ni con quién lo hacemos. De este modo algunas personas pueden tener características que nos despierten determinadas sensaciones pero, a su vez, estas personas no se ven atraídas por las nuestras. El impedimento a su vez puede verse como estimulante y generar que segreguemos hormonas que nos activan y producen cierto nivel de recompensa.

Asimismo, en algunos casos puede encontrarse que enamorarse siempre de personas a las que no puede accederse puede ser una manera de evitar la intimidad.

11. ¿Cómo sabemos si alguien está enamorado de nosotros?

Existen una gran cantidad señales e indicadores que pueden servir de indicador deque alguien siente atracción o una vinculación romántica hacia nosotros. Ejemplos de ello lo encontramos en la dilatación pupilar y el contacto visual, la posición del cuerpo y su orientación respecto a nosotros, la logorrea o por el contrario casi mutismo en nuestra presencia, el contacto físico, la centración de la atención en la persona o bien el intento deliberado de ignorarla o cambios en la modulación de voz o de conducta ante nuestra presencia o en el momento de dirigirse a nosotros. Sin embargo se trata de posibles indicadores, no de signos inequívoco.

12. ¿Ser felices y comer perdices? ¿El amor es fácil?

Algunas personas tienen una visión un tanto idealizada del amor, considerando que hace que cuando estamos enamorados y esto es correspondido todo va a ir siempre bien fácilmente. Y esto no es así: el amor tiene sus mieles, pero también supone responsabilidades, necesidad de negociación y gestión de conflictos, evaluación de las necesidades tanto de uno mismo como de la pareja y compromiso.

13. ¿El amor es sufrimiento?

Al contrario que en el caso anterior, otras personas consideran que aunque amar es maravilloso, en la práctica genera mucho sufrimiento. A pesar de que amar también supone cosas y responsabilidades, en realidad los motivos por los que se suelen sufrir no son debidas al amor en sí: se sufre por inseguridad ante lo que el otro pensará o hará, posibles problemas o conflictos en la relación o la influencia de elementos externos en ésta, o incluso la posibilidad de no amar en realidad o perder a la persona amada.

Preguntas de amor

A continuación os presentamos una serie de preguntas de amor que los componentes de una pareja pueden hacerse entre sí o que una misma persona puede hacerse a sí misma respecto a la relación de pareja.

13. ¿Qué es lo que te atrajo/atrae de mí?

Esta pregunta puede ayudar a la persona que la realiza a comprender qué aspectos valora la otra persona de ella, además de que hace pensar a la persona consultada sobre qué es lo que valora de su pareja.

14. ¿Qué es nosotros?

Esta pregunta, aunque parezca mal formulada, está haciendo alusión al significado que se le da al hecho de estar juntos.

15. ¿Qué es para tí el amor? ¿Qué valor le das en tu vida?

Esta pregunta permite conocer qué supone el amor para la persona a la que se pregunte, pudiendo ver qué expectativas y creencias se tienen al respecto y la valoración y prioridad que se le da.

16. ¿Hay algo que querrías vivir conmigo?

Esta pregunta puede servir para saber si la otra persona tiene algún tipo de deseo que quiera cumplir con nosotros. Si se hace a uno mismo con respecto a la pareja también puede servir para considerar qué nos gustaría vivir con dicha persona.

17. Si fuera a morir mañana, ¿qué sería lo último que me dirías?

En este caso se pretende que observar lo que la otra persona considera que haría ante una situación extrema.

18. ¿Qué es lo que menos te gusta de mí? / ¿Qué es lo que menos me gusta de tí?

Aunque esta pregunta puede ser incómoda, puede servir para comprender qué aspectos nuestros o del otro no son tan bien evaluados y porqué. También puede explicar algunos pequeños conflictos o elementos que podrían provocarlos entre los miembros de la pareja.

19. ¿Cómo te sientes cuando estamos juntos?

No es muy habitual que se hable de cómo nos sentimos cuando estamos junto a la persona amada. Conocer qué sensaciones despertamos permite conocer qué sensaciones se despiertan a la par que aumenta nuestra autoestima y motivación.

20. ¿En qué lugar te gustaría estar conmigo?

Imaginarnos en un emplazamiento idílico o bien viviendo determinadas cosas puede generar distintas sensaciones y hacernos ver tanto la personalidad del otro como lo que esperaría vivir con nosotros. Además, puede servir para ver sueños o incluso para diseñar planes.

21. ¿Qué crees que podrías hacer para enfadarme? ¿Y para alegrarme?

Esta pregunta puede servir para ver cuánto nos conocemos mutuamente. Dependiendo del contexto puede llegar a provocar una conversación curiosa y bastante entretenida.

22. ¿Cómo nos ves dentro de cinco años?

Conocer planes de futuro y expectativos con respecto a la relación y lo que se espera de ella puede ser de gran utilidad.

23. ¿Sabes lo importante que eres para mí?

Aunque es más una afirmación que una pregunta, puede servir para hacer ver a la otra persona lo importante y valiosa que es para tí.