¡Ups!

Se ha producido un error inesperado. Por favor, inténtalo otra vez o contacta con nosotros.

¡Ups!

Se ha producido un error inesperado. Por favor, inténtalo otra vez o contacta con nosotros.

Los 5 pasos de la deshumanización (explicados)

Veamos cuáles son los pasos de la deshumanización que pueden llevar a eliminar o echar a colectivos.

Pasos de la deshumanización

La deshumanización es el acto y también el efecto que supone despejar a una persona o grupo de personas de sus características que les definen como seres humanos.

Los 5 pasos de la deshumanización suponen un proceso que en su conjunto compone una herramienta que ha servido de gran ayuda a determinados grupos de poder a lo largo de la historia de la humanidad para contener numerosas atrocidades contra otros seres humanos.

Antes de explicar los 5 pasos de la deshumanización, es conveniente reflexionar un poco acerca de lo que es realmente la palabra deshumanización.

¿Qué es la deshumanización?

Primero deberíamos preguntarnos lo siguiente: ¿qué significa ser una persona humana? Para responder a eso podríamos decir que una persona humana es aquella que posee una serie de derechos por el simple hecho de serlo, y los mismos, en teoría, deberían pertenecer a todos los seres humanos por igual.

Ahora bien, esto de que todos los seres humanos deberían tener los mismos derechos llevado a la práctica es muy distinto. Como veremos en el presente artículo, a lo largo de la historia se ha privado a muchas personas de sus derechos, dejando de ser tratados como seres humanos.

La deshumanización es un concepto que supone el despojar a una persona o un grupo de personas de sus características humanas y también de sus derechos como tal. En este contexto, es un concepto que ha sido ampliamente utilizado para explicar la maldad humana.

A lo largo de la historia del ser humano, una gran parte de los abusos perpetrados contra determinados grupos de personas que habían sido tratados como si no fueran seres humanos, llama la atención el hecho de que tuvieron como verdugos a personas corrientes; aunque sí que es cierto que dichos abusos se produjeron en circunstancias fuera de serie.

Vamos a matizar esto. Es cierto que a la cabeza de aquellas atrocidades producidas normalmente estaba una persona o grupo de personas que podríamos tildar de crueles, despiadadas y muchos otros adjetivos peyorativos, pero también es cierto que esas personas por sí solas no habrían podido cometer esas atrocidades sin la colaboración de otras personas que estaban bajo su mando, ya sea bajo un sentimiento de fidelidad, bajo coacción, estar en una situación de desesperación o por miedo.

Ahora bien, aunque se nos vengan a la cabeza muchos nombres propios porque han cometido actos atroces y deleznables, aquí no se pretende enjuiciar a nadie en particular por sus actos, sino que el quid de la cuestión es reflexionar el hecho de que en determinadas circunstancias una persona sin intenciones de dañar a nadie podría llegar a hacerlo de manera indirecta en un determinado contexto o también bajo coacción, y esto ha sido posible mediante una herramienta muy poderosa a través un proceso dividido por los 5 pasos de la deshumanización, como veremos a continuación.

¿Cuáles son los 5 pasos de la deshumanización?

Los crímenes producidos contra la humanidad hay expertos que afirman que han sido producidos, en parte, como un proceso de deshumanización, que se divide en diferentes fases.

Los 5 pasos de la deshumanización transcurren de forma sucesiva formando una poderosa herramienta que permite a un grupo de poder, con una ideología determinada, para coaccionar y condicionar a otras personas, normalmente subordinadas, a perpetrar un serie de atrocidades e incluso, aunque de primera mano nunca creerían que serían capaces de hacer algo así, conseguir que encuentren una justificación para hacerlo.

A contracción veremos de manera breve en qué consisten los 5 pasos de la deshumanización que pueden formar parte del proceso que está detrás de crímenes producidos contra la humanidad.

1. La creación del miedo

El primer paso de esta deshumanización para conseguir que un grupo de personas rebasen unos límites éticos sería infundir el miedo en ellos, el miedo por su propia vida y la de sus seres queridos.

Infundir el temor en las personas por lo que podría pasarles a ellos y a su familia es una herramienta que ha sido ampliamente utilizada por regímenes dictatoriales a lo largo de la historia en diversos países. Al conseguir infundir el miedo en los subordinados se les convierte con facilidad en chivos expiatorios y de esta manera se hacen responsables de los crímenes cometidos.

En este primer paso comenzaría a fraguarse una ideología en la sociedad, que puede apoyarse en ideas preconcebidas de racismo, homofobia, etc.

2. La exclusión blanda

El segundo de los 5 pasos de la deshumanización es la exclusión blanda, que consiste en conseguir que el grupo de sujetos, que se ha conseguido que se conviertan en chivos expiatorios, sean excluidos de algunos sectores de la sociedad (por ejemplo, los nazis comenzaron excluyendo a los judíos de las profesiones ejercidas en cargos públicos, como pueden ser en los hospitales y la universidades).

En este segundo paso, la ideología del grupo de poder iría cogiendo cierta solvencia en la sociedad.

3. Justificación documentada del miedo y la exclusión

Para llevar a cabo este tercero de los 5 pasos de la deshumanización, el grupo de poder utiliza la cobertura de los medios de comunicación y a investigación documentada con el fin de proporcionar pruebas y así justificar el motivo de la exclusión del grupo de personas que se pretende excluir, como podría ser el argumento sobre que es por el “bien de la sociedad”.

Tras conseguir llevar a cabo este paso, la ideología del grupo de poder estaría consagrada formalmente.

Qué es la deshumanización

4. La exclusión dura

En este cuarto paso de la deshumanización el objetivo sería la exclusión dura, que consiste en hacer ver al resto de la población que “se ha podido demostrar que ese grupo es el causante de los problemas de la sociedad”, por lo que deben ser excluidos de la sociedad civil y dejar de ser personas con derechos, de manera que no tengan voz ni voto en la sociedad, siendo unos parias sociales.

Tras perpetrar este cuarto paso, la ideología del grupo de poder estaría fuertemente consolidada socialmente.

5. El exterminio

Al llegar al último de los 5 pasos de la deshumanización comenzaría el exterminio del grupo oprimido, de manera que sus integrantes son expulsados forzosamente de la sociedad (en campos de concentración, guetos, prisiones, etc) para ser tratados como “no humanos” e incluso llegando a ser exterminados.

Si se han conseguido llevar a cabo con éxito los 4 pasos anteriores, este último se lleva a cabo con mayor facilidad debido a que van quedan menos personas que se preocupen de defenderlos porque han perdido su voz dentro de la sociedad en la que vivían y, por ende, sus derechos como seres humanos.

Un ejemplo: el caso de Dražen

Para comprender mejor los 5 pasos de la deshumanización, veamos el caso de Dražen Erdemović es un ejemplo de que cualquier ser humano en una situación desesperada podría llegar a donde nunca habría imaginado, y es que cuando estalló la guerra en el año 1992 en Bosnia-Herzegovina (que era parte de Yugoslavia), Dražen, en contra de su voluntad, fue reclutado en el ejército de Yugoslavia para luchar contra el ejército de Croacia. Por aquel entonces, Dražen tenía 21 años y era un joven como otro cualquiera con ilusiones y planes para su futuro, como tener un trabajo digno o formar una familia.

Un año después, Dražen pudo dejar el servicio militar para volver junto a su esposa, que acaba de dar a luz al hijo de ambos, y así empezar una nueva vida lejos de la guerra gracias a un intermediario que había pactado con Dražen facilitarles los documentos que permitirían que él y su familia abandonaran el país. Sin embargo el intermediario no dio señales de vida, habiendo cobrado el dinero acordado por la ayuda que debía proporcionarles, por lo que no pudieron marcharse del país.

Entonces la familia se encontró en una situación precaria y muy complicada, ya que no tenían un hogar, ni tampoco dinero ni un trabajo con el que ganarlo. Así que la única opción que Dražen tenía en ese momento de desesperación era aceptar la oferta que un amigo le había hecho de alistarse en el Ejército Serbio de Bosnia, ya que le daban una vivienda donde poder alojar a su mujer y a su hijo, y además le pagaban un salario. La casa en la que se había alojado la familia de Dražen había pertenecido a una familia musulmana que había sido desalojada forzosamente por el ejército.

Dražen, que había aceptado el trabajo para poder dar de comer a su familia ante una situación tan precaria y desesperante como la que estaban atravesando, se decía a sí mismo que todo lo que estaba haciendo iba a ser temporal y que lo hacía por ayudar a su familia. Así que un día que fue enviado a una misión ordenada por parte de sus superiores, empezaron a llegar autobuses llenos de personas, entre las que se encontraban niños, con los ojos vendados y las manos atadas. Entonces los superiores del Dražen le ordenaron a él y a sus compañeros que dispararon a esas personas en la cabeza.

Dražen protestó al superior que le dio la orden y persistir en su negativa a ejecutar a esas personas, pero pronto se dio cuenta de que si no lo hacía, sería a él al que terminarían ejecutando. Entonces, ante la advertencia y el enojo de su comandante se puso en posición, al lado de sus compañeros, y comenzó a disparar a aquellas personas.

Tiempo después, no pudo con los remordimientos por lo sucedido y se entregó a las autoridades, siendo trasladado al Tribunal Penal Internacional, donde confesó que, según sus estimaciones, habría matado alrededor de 70 personas, por lo que llegó a ser juzgado y condenado por cometer crímenes contra la humanidad como un criminal de guerra, a pesar de haber mostrado arrepentimiento por sus actos.

La historia de Dražen podría ser una historia entre millones similares, lo que nos da lugar a reflexionar y ver que en una situación tan desesperada como la que vivió Dražen cualquier persona corriente, que no tiene intención de hacer daño a nadie y simplemente quiere salir adelante, podría llegar cruzar límites insospechados.

Además de haber sido condicionado y coaccionado por este sistema de deshumanización de 5 pasos para cometer esos crímenes, también lo fueron los superiores de Dražen. Y tales atrocidades no se produjeron de la noche a la mañana, sino que el grupo de poder, los opresores, llevaron a cabo de manera eficaz todos y cada uno de los 5 pasos de la deshumanización, con el fin de conseguir el objetivo de exterminar a esas personas inocentes.

  • Alting, C. (2014). Human rights, history and anthropology: reorienting the debate. Hungarian Review.
  • Malo, P. (2017). Maldad y Deshumanización. Evolución y Neurociencias.
  • Marín Gonzáles, J. (2003). Las “razas” biogenéticamente, no existen, pero el racismo sí, como ideología. Revista Diálogo Educacional, 4(9): pp. 107 - 113,

Psicólogo

Mario Arrimada es Graduado en Psicología en la Universidad Pontificia de Salamanca y dispone de un Máster de Actualización en Intervención Psicológica y Salud Mental en la Universidad a Distancia de Madrid. Varios cursos de formación, entre ellos el de Experto en Trastornos de la Personalidad con la Asociación Española para el Fomento y Desarrollo de la Psicoterapia, de Experto en Mindfulness y de Experto en DSM5 y CIE11, ambos en la UDIMA.

Psicólogo/a

¿Eres psicólogo/a?

Date de alta en nuestro directorio de profesionales

Artículos relacionados