Estas son las características de la fobia al parto.

La parturifobia o tocofobia es el temor patológico al trabajo de parto. Lejos de ser una experiencia aislada, la parturifobia es un fenómeno bastante común entre las mujeres en edad reproductiva. Por esta razón han sido varios los estudios psiquiátricos y psicológicos que la han abordado.

A continuación te explicamos cómo se define la parturifobia, qué tipos existen y cómo suele tratarse.

¿Qué es la parturifobia?

La parturifobia es el miedo patológico al parto. También es conocida como tocofobia, que viene del griego “tokos” que significa “parto”. Ha sido recientemente descrita en términos de patología, no obstante, es una experiencia que ha acompañado a muchas mujeres a lo largo del tiempo.

La parturifobia tiene en el fondo un malestar provocado por la contradicción entre la expectativa de ser madres biológicas y el deseo de no serlo. Por la misma razón, la parturifobia es considerada como un fenómeno multidimensional que involucra tanto factores biológicos como psicológicos y sociales.

Esta fobia ha tenido secuelas importantes en la morbilidad de las mujeres embarazadas y también en el desarrollo de los hijos, con lo cual es un fenómeno que requiere ser estudiado y trabajado desde diversas áreas.

Temor irracional al parto: un estudio pionero

Los psiquiatras Kristina Hofberg e Ian Brockington han sido dos de los principales referentes en la descripción de la parturifobia. En el año 2000 realizaron un estudio cualitativo con 26 mujeres que tenían un miedo aparentemente injustificado al parto.

Dichos autores han definido este fenómeno como el estado fóbico caracterizado por una ansiedad específica o miedo a la muerte durante el parto que precede al embarazo, y que lleva a evitar por todos los medios posibles el trabajo de parto, aun cuando la mujer desea intensamente tener un bebé.

El estudio que realizaron fue con 26 mujeres de entre 24 y 41 años de edad, que fueron referidas por médicos obstetras y psiquiatras de distintos hospitales en Inglaterra. Algunas de ellas estaban casadas, otras no, la mayoría de las mujeres tenían hijos sin discapacidad.

Las mujeres habían tenido un parto y habían presentado episodios depresivos, trastornos de ansiedad o trastornos de estrés postraumático. Habían sido atendidas por un psiquiatra durante aproximadamente dos años.

Fueron entrevistadas mediante una guía no estructurada y enfocada en conocer la historia de vida de las mujeres relacionada con su sexualidad, su historia obstétrica (que incluía los embarazos pasados, la posibilidad de experiencias abuso y el uso de métodos anticonceptivos).

A través de las entrevistas, los investigadores encontraron semejanzas en las experiencias y el miedo al parto de las mujeres. Algunas razones que se encontraron detrás de la parturifobia son el miedo a morir durante el trabajo de parto, la expectativa de un dolor o sufrimiento desconocido, el recuerdo de dolor de partos anteriores, entre otras.

Tipos de parturifobia

Como parte de los resultados de su estudio, Kristina Hofberg e Ian Brockington dividieron las manifestaciones de la parturifobia en dos tipos: tocofobia primaria y tocofobia secundaria.

Así mismo concluyeron que la tocofobia pueder ser considerada no como un cuadro clínico en sí misma sino como uno de los síntomas de depresión prenatal, generalmente provocada por la creencia de la mujer de que no es capaz de realizar el trabajo de parto, al menos sin morir en el intento.

Parturifobia primaria

La tocofobia primaria es cuando el temor al parto empieza antes del embarazo, incluso desde el periodo de la adolescencia. En este caso, las relaciones sexuales suelen llevarse con normalidad, es decir sin abuso, y se utilizan de manera regular distintos métodos anticonceptivos.

Normalmente y a pesar de miedo que sienten, el embarazo se planea y se lleva a cabo, lo que puede agravar la experiencia hasta convertirse en una fobia. Las mujeres describen la maternidad como una razón de ser y presentan un deseo abrumador de ser madres, donde se combinan la necesidad de evitar el embarazo y el parto, con la demanda y expectativa de ser madres.

Algunos de los medios por los que han calmado este miedo ha sido a través de programar cesáreas o interrupciones del embarazo.

Parturifobia secundaria

La tocofobia secundaria es la que ocurre después de una experiencia traumática o significamente estresante. Es decir, es la fobia que se produce por haber tenido una experiencia desagradable en un parto anterior. Por ejemplo, dolores de parto severos, desgarro perineal, complicaciones de parto por sufrimiento fetal.

Alrededor de estas experiencias las mujeres han expresado que pensaban que ellas o el bebé iban a morir. A pesar de ello, muchas mujeres buscan otro embarazo, a veces bajo la idea de que la familia está incompleta (por ejemplo, para darle un hermano al que es hijo único).

En muchos de estos casos se han producido abortos involuntarios, abortos practicados por necesidades médicas, abortos inducidos, o cesáreas programadas, lo que ha producido alivio para las mujeres.

Así mismo varias de las mujeres iniciaron un proceso de esterilización luego del parto y algunas mujeres que llegaron a completar el embarazo presentaron síntomas de estrés postraumático, e incluso algunas dificultades para establecer vínculos de cuidado con los hijos.

Algunos abordajes

La parturifobia es actualmente uno de los grandes campos de investigación psiquiátrica y psicológica, que ha tenido como resultado el desarrollo de psicoterapias específicas que disminuyan la experiencia de parto negativa.

Así mismo, las contradicciones que genera la maternidad (sobre todo biológica) como una demanda a veces abrumadora han sido abordadas desde distintas perspectivas de la psicología y otras ciencias sociales. En todo caso, es un tema que ha cobrado relevancia en las últimas dos décadas y que puede generar conocimientos muy importantes para las mujeres y la actividad reproductiva.

Referencias bibliográficas:

  • Bilert, H. (2007). Tokophobia - a multidisciplinary problem. Ginekologica, 78(10): 807-811.
  • Hofberg, K. & Brockington, I. (2000). Tokophobia: an unreasoning dread of childbirth. 176: 83-85.
  • Singh, M. & Jhanjee, A. (2012). Tokophobia: A dread of pregnancy. Industrial Psychiatry Journal, 21(2): 158-159.