¿Qué puede llevar a una persona que está en pareja a ser infiel?

Un resumen de las principales causas contextuales que llevan a las personas a cometer infidelidades.

¿Qué puede llevar a una persona que está en pareja a ser infiel?

Muchas veces se habla de las infidelidades haciendo referencia a la “manera de ser” de las personas, como si por su identidad, su esencia, estuvieran predestinadas a engañar a sus parejas. Sin embargo, décadas de investigación en el ámbito de la Psicología muestran que el contexto y las maneras en las que aprendemos a relacionarnos con los demás son fundamentales en la aparición de la infidelidad en matrimonios y noviazgos.

Teniendo en cuenta esto… ¿Qué hace que una persona involucrada en una relación de pareja termine siendo infiel? Aquí profundizaremos en este tema dando un repaso a las causas más comunes.

La infidelidad suele tener causas relacionales

Hay muchas personas que han sido infieles y que, si pudieran volver atrás, no lo serían; se arrepienten mucho de lo ocurrido y todo en su comportamiento hace ver que no se sienten representadas por esa manera de comportarse. En casos así, cabe preguntarse cómo es posible que una persona llegue a dañar una de las relaciones más importantes de su vida mediante una acción (o una serie de acciones) que ni siquiera puede explicar racionalmente.

Desde luego, en algunos casos la principal causa tras las infidelidades tiene que ver con unos rasgos de personalidad marcadamente antisociales; es lo que ocurre en individuos con serias dificultades para empatizar y que tan solo piensan en los demás como medios con los que lograr objetivos materiales o generadores de placer inmediato. Sin embargo, la mayoría de las personas no son así, pero eso no impide que las infidelidades sean una realidad muy frecuente que se estima que afecta a aproximadamente un tercio de las relaciones de pareja.

Así pues… ¿Qué es lo que hace que personas en principio “normales” y con la capacidad para amar y ser buenas con las demás cometan estas acciones? La explicación está no en su personalidad ni sus características inherentes, sino en las dinámicas de relación con sus parejas; el tipo de procesos que pueden ser abordados desde la terapia de pareja basada en la perspectiva sistémica.

¿Qué hace que las personas cometan infidelidades?

Hay muchas razones por las que una persona puede ser infiel, incluso puede ocurrir que le dé igual hacer daño a su pareja o no tenga la valentía de dejar primero a la pareja para luego tener otras relaciones. Ahora bien, en muchos casos, la infidelidad tiene lugar en relaciones que no están dañadas desde su raíz, y son cometidas por individuos que pasan a sufrir crisis de pareja debido a hábitos de convivencia y rutinas comunicativas que resultan problemáticas, a pesar de que son vistas como algo “normal” o detalles que aparentemente no tienen importancia. Aquí encontrarás un resumen de estas causas que tienen que ver con el contexto en el que viven las personas.

1. Falta de comunicación

Parece una tontería, pero algo tan importante como una infidelidad puede ocurrir a causa de un malentendido. Debido a que ciertos temas relacionados con la sexualidad son algo tabú incluso entre quienes llevan mucho tiempo siendo pareja, es frecuente que no se tengan conversaciones acerca dónde hay que poner el límite entre lo que se considera romper el compromiso y lo que no.

2. Tendencia al autosabotaje debido al estilo de apego

El apego es el modo en el que aprendemos a vincularnos con los demás desde nuestra infancia, cuando tenemos como principales referentes a nuestros padres, madres o cuidadores principales en el contexto familiar. Por ejemplo, no es lo mismo abordar las relaciones personales desde el miedo al abandono que hacerlo desde la curiosidad por conocer a las personas, o desde la expectativa a sufrir decepciones al conocer gente nueva.

Hay personas que son muy inseguras por su estilo de apego evitativo o ansioso y que, ante un vínculo tan íntimo como una pareja, pueden tener problemas para gestionar sus miedos sobre el futuro, sobre lo que pueden o no pueden esperar de esa persona a la que quieren. En muchos casos terminan boicoteando esa relación cometiendo infidelidades por miedo al compromiso y a la posibilidad de estar en un matrimonio alienante e insatisfactorio (si han desarrollado un apego evitativo), o por sentirse abandonados emocionalmente y físicamente (si han desarrollado un apego ansioso). En ambos casos, la infidelidad es una manera de mitigar de una manera disfuncional la angustia y el miedo a una soledad no deseada.

3. Desconfianza mal gestionada

En algunas relaciones de pareja, una cierta predisposición a la desconfianza (generada por los celos o por cualquier otro aspecto vinculado a la manera de gestionar las emociones) puede llevar a las personas a adoptar una actitud pasivo-agresiva y a “vengarse” de la otra persona cometiendo una infidelidad, al dar por hecho que el otro ha hecho lo mismo antes. Es una manera de abordar los conflictos sin tener que hacerles frente de verdad, y que solo busca la eliminación del sentimiento de ser una víctima de infidelidad.

4. Crisis vitales

Cuando la causa pertenece a esta categoría, tiene que ver con las dificultades para hacer frente a un nuevo ciclo vital incluyendo a nuestra pareja en los esfuerzos para hacer frente juntos a este tipo de crisis.

Algunas de ellas son crisis familiares vitales. Ejemplos de esta clase de experiencias son las crisis de pareja desencadenadas por la falta de recursos y/o experiencia para adaptarse a la necesidad de criar y cuidar de un niño pequeño o de un hijo en edad adolescente; las crisis del nido vacío que ocurren cuando los hijos se independizan y surge un vacío existencial al dejar de lado el rol de cuidador, etc.

Por su parte, las crisis individuales vitales son, por ejemplo, la falta de referencias sobre qué hacer al perder el puesto de trabajo en el que se ha estado trabajando durante muchos años; la sensación de no estar preparado/a para una próxima paternidad o maternidad; una migración a un país muy distinto al que conocemos y en el que hemos crecido; que se muera alguien muy importante, etc.

¿Buscas servicios de terapia de pareja?

Una vez que comprendemos lo que está detrás de la infidelidad, es mucho más fácil reparar el daño causado y restablecer el equilibrio en una relación. En este sentido, si quieres empezar un proceso de terapia de pareja, ponte en contacto conmigo.

Blanca Ruiz Múzquiz

Blanca Ruiz Múzquiz

Psicoterapeuta de Familia y Pareja

Profesional verificado
Madrid
Terapia online

Mi nombre es Blanca Ruiz Múzquiz y soy psicóloga con amplia experiencia como psicoterapeuta de familias y parejas, interviniendo desde la perspectiva sistémica.

  • Atkins, D.C.; Baucom, D.H.; Jacobson, N.S. (2001). Understanding infidelity: correlates in a national random sample. The Journal of Family Psychology, 15(4): pp. 735 - 749.
  • Capafons, J.I. & Carmen D.S. (2009). Tratando Problemas de Pareja. 1a. ed. Madrid: Ediciones Pirámide.

Artículos relacionados

Artículos nuevos

Quizás te interese

Consulta a nuestros especialistas