Los dioses del panteón griego representan conceptos y sentimientos fundamentales.

La mitología griega es una de las más populares en la cultura occidental. Ha servido de inspiración para muchos escritores y directores de cine. Los dioses griegos, son, por lo tanto, de conocimiento universal.

Aunque la mitología griega no representa propiamente una religión, esta se basa en una colección de mitos y relatos de los antiguos griegos, en los que se cuenta cómo habría sido el origen del universo, a raíz del poder de los Dioses del Olimpo.

Los Dioses griegos y su mitología han sido difundidos especialmente por la vía oral, aunque también a través de la prosa se ha dado a conocer los relatos épicos de sus héroes.

Los dioses griegos más importantes

En este artículo conoceremos a los dioses griegos más relevantes de la mitología y veremos algunas de sus características. Estas deidades están asociadas a los elementos y los sentimientos.

1. Zeus: dios del Cielo y Soberano del Olimpo

Además de ser el Dios del Rayo, Zeus también es padre supremo de todas las deidades y los mortales que habitan la tierra. Es originario de la isla de Creta, donde al nacer fue rescatado de las fauces de su padre, Cronos.

De no haber sido por la oportuna intervención de Rea (su madre), Zeus habría sido devorado por su progenitor, al igual que el resto de sus hermanos.

Rea escondió y crió a Zeus hasta que este se convirtió en el máximo referente de los Dioses griegos.

2. Poseidón: dios de los mares y océanos

Esta deidad tiene el poder de controlar la furia de las aguas, aparte de ocasionar terremotos a placer. Es oriundo de la ciudad de Rodas, donde fue criado por los Telquines (criaturas híbridas marino-terrestres).

La leyenda del dios Poseidón es muy parecida a la de su hermano Zeus, fue escondido por su madre en un rebaño de corderos para evitar que su padre, Cronos, lo devorase.

Poseidón une fuerzas con Zeus para derrotar a Cronos, y es de esa manera como recibe su famoso tridente, además de la custodia de los mares y océanos.

3. Hades: dios del inframundo

Hades era el mayor de los hijos varones del titán Cronos. Fue devorado por su padre, aunque luego sería rescatado de la muerte por Zeus. Uniendo fuerzas con sus hermanos, Zeus y Poseidón, lograron derrotar a Cronos.

Juntos se adueñan del universo y lo reparten entre sí, a Hades le fue conferido el inframundo, quedando relegado a una terrible soledad, la cual lo llevó a tomar en cautiverio a la doncella Perséfone (hija de Zeus), para obligarla a contraer matrimonio con él.

Suele asociarse con la maldad, pero Hades puede ser visto como un dios noble que siempre, por confuso que pareciera, buscaba mantener en el mundo un equilibrio adecuado entre el bien y el mal.

4. Hermes: el mensajero de los Dioses

Hermes es hijo del Dios Zeus, por su elocuencia y carisma se ganó el título de protector de ladrones y Dios de las fronteras. Nacido en el Olimpo, al igual que su padre tuvo relaciones informales con un gran número de mujeres, dejando así, una vasta descendencia.

Su mayor hazaña es la de haber ido al inframundo, por encargo de Zeus, a negociar con su tío (el mismísimo Hades), para que éste dejase en libertad a su hermana Perséfone, lo cual consiguió gracias a su divina retórica.

5. Hera: Reina de los Dioses

Esta deidad era la hermana mayor del todopoderoso Zeus, y al mismo tiempo su esposa. Se le atribuye la responsabilidad de velar por las uniones matrimoniales y los nacimientos, además de brindarles especial resguardo a todas las mujeres.

Siempre fue de personalidad noble y muy humana, a pesar de su divinidad. En honor a la Diosa Hera se celebran fiestas llamadas “Matronalia”, las cuales se llevan a cabo el primero del mes de marzo.

6. Hefesto: Héroe de los Dioses

Los artesanos tenían a su protector, Hefesto. El Dios del fuego y los trabajos de forja. Es hijo de la Diosa Hera y el todopoderoso Zeus, aunque esto no se tiene demasiado claro. Hay versiones donde se indican que solo es hijo de Hera.

Hefesto, a excepción del resto de las deidades nació sin belleza física, su apariencia era tan desagradable al nacer que su madre lo arrojó del Olimpo, y quedó cojo luego de la caída.

Fue rescatado del mar por la Diosa Tetis (madre de Aquiles) y criado por esta en la isla de Lemons.

7. Dioniso: dios del vino y de la vida

En el sentido estricto de la palabra, Dioniso resulta ser un semidiós. Nacido de Zeus con una mortal llamada Sémele, este dios griego también es conocido como el soberano de la agricultura.

La leyenda de Dioniso cuenta que este nació dos veces, la primera de forma mortal y la segunda gracias a la divinidad de su padre.

En una ocasión Zeus adoptó su verdadera forma, y los rayos que cayeron dieron muerte a Sémele y Dioniso. El todopoderoso dios tomó al niño, y colocándolo en uno de sus muslos le devolvió la Vida.

8. Atenea: diosa de la sabiduría

Es una de las principales y más influyentes Diosas del Olimpo. Los relatos cuentan que nace directamente de la cabeza de Zeus, una vez que este se tragara a su madre, Atenea surgió con la ayuda de Hefesto, quien abrió la cabeza de Zeus; de ahí sus grandiosas habilidades para las ciencias y la estrategia, dotes que le servían también en el campo de batalla, donde era una guerrera implacable.

La Diosa Atenea, en contraparte a su hermano Ares, representa las causas justas.

9. Apolo: dios del Sol

En los relatos de la mitología griega, el dios Apolo representa la perfección y la belleza. De los hijos de Zeus, Apolo fue el más influyente de todos ellos.

No solo era el Dios del Sol, sino también de las enfermedades y la sanación, de las plagas y de los antídotos contra ellas. Esta Deidad es el equilibrio perfecto entre lo saludable y lo insano.

Apolo jugó un papel trascendental durante la Guerra de Troya, cuando el Rey de esta ciudad negara a los Dioses las ofrendas prometidas, fue él quien liberó una peste mortal sobre Troya.

Pero su más grande hazaña, sin duda alguna, es haber dirigido la flecha del Príncipe Paris hacia el talón de Aquiles, causándole la muerte.

10. Artemisa: diosa de la caza

Artemisa es la hermana melliza de Apolo. Esta diosa representa alivio para las mujeres durante el parto. Al igual que su hermano Apolo son repudiados por la diosa Hera, ya que ambos provienen de la infidelidad de Zeus.

De niña, entre otros antojos, le pidió a su padre que le concediera el regalo de la virginidad eterna, lo cual le fue cumplido. Por tal motivo, Artemisa es una Diosa sin ningún tipo de deseo sexual.

Muchos compañeros de cacería, entre ellos el mortal Orión, intentaron robarle la virginidad. Todos ellos, incluyendo a Orión, terminaron muertos a manos de la diosa.

11. Ares: dios de la Guerra

Ares es la contraparte de su hermana, la diosa Atenea. Esta deidad representa el instinto más puro y visceral de la guerra, es la violencia en su máxima expresión. Es fundador de la ciudad de Tebas, donde habitan los espartanos.

A pesar de ser el Dios de la guerra, Ares fue derrotado en varias ocasiones por su hermana Atenea. También es conocida la anécdota de cuando fue herido por el héroe Diomedes y tuvo que regresar al Olimpo para sanar, dejando a los troyanos sin su ayuda durante la guerra.

12. Afrodita: diosa de la belleza y el amor

Lujuriosa y llena de pasión, así es la Diosa Afrodita. Esta deidad gobierna sobre todo lo relacionado al sexo y la reproducción. Nace producto del esperma del titán griego Urano, a quien Cronos le cortó los testículos.

Emerge del mar directamente como adulta, siendo deseada por muchos hombres desde el primer momento.

Por temor de un conflicto en el Olimpo, Zeus decide que sea Hefesto quien se queda con Afrodita, pero la Diosa nunca deseó estar con él, y sería Ares quien calmara los intensos deseos sexuales de Afrodita.

Hefesto, tras el enfado y la deshonra que representó el adulterio cometido por Afrodita, se quejó ante los Dioses del Olimpo, pero estos hicieron caso omiso de sus reclamos, y sintieron envidia de Ares.

Referencias bibliográficas:

  • Burkert, W. (1985). Greek Religion. Hoboken: Blackwell Publishers.
  • Lowell, E. (1990), Approaches to Greek Myth, Baltimore, Maryland: The Johns Hopkins University Press.