La Teoría de las moléculas morales: qué es y cómo explica la moralidad

Un resumen de la Teoría de las moléculas morales según fue desarrollada por Scott Curry.

La Teoría de las moléculas morales

La Teoría de las moléculas morales trata de definir la moral y dar una visión más neurocientífica al concepto de la moral, alejándola de la determinación religiosa con que comúnmente se ha vinculado y haciendo que sea posible abordarla desde la investigación científica.

En este artículo hablaremos de la Teoría de las moléculas morales de Scott Curry y lo que propone.

¿Qué entendemos por moralidad?

Entendemos por moralidad la predisposición a la cooperación a actuar de manera conjunta para obtener objetivos comunes. Este concepto es de gran relevancia en nuestra sociedad, ya que los seres humanos vivimos de manera conjunta, compartiendo el mismo espacio y tiempo y es importante que cooperemos y nos respetemos para poder vivir todos de manera adecuada y poder prosperar y desarrollarnos como especie. De este modo, la moralidad señalaría que conductas son adecuadas, como nos debemos comportar, cómo mantener la paz y el bien común.

Con el propósito de alcanzar el beneficio común se ha planteado la normativa moral para actuar en cooperación y poder valorar la conducta de los demás, según sea o no adecuada. Aunque estas normas están vinculadas al aprendizaje social, también puede haber influencia individual propia de cada individuo, y mostrar vinculación con la genética, como podría ser el comportamiento por instinto.

Teoría de juego

La Teoría de juego muestra relación con la consideración de la moralidad como proceso de cooperación. Ante la situación de juego se pueden plantear dos modos de actuar, uno que busca como finalidad ganar uno mismo y hacer perder al otro y el otro que busca la cooperación, la actuación conjunta, para lograr un beneficio común, que ambos ganen.

En lo referente a la primera situación, donde vemos que el triunfo de uno de los sujetos supone la pérdida del otro individuo, recibe el nombre de suma cero. Este caso lo podríamos considerar poco moral, ya que no busca la cooperación entre ambos sino quedar por encima de la otra persona.

En cambio, la segunda situación, donde se intenta que ambos sujetos ganen sí que se percibe consideración moral, mediante la cooperación se intenta que ambos participantes salgan ganando, sin poder así diferenciar entre ganador y perdedor. Asimismo, el modo de jugar que permite que ambos participantes ganen son múltiples, es decir, no existe un solo modo de beneficiar a los dos sujetos, sino que podemos proponer distintas maneras de actuar.

Teoría molecular de la moralidad

¿Qué es la Teoría molecular de la moral?

Si tenemos en cuenta la definición de moralidad, diremos que una persona actúa de manera moral si procura cooperar con las otras personas. En cambio, diremos que es inmoral si actúa de forma egoísta, solo teniendo presente su propio beneficio y bienestar.

Debemos entender la moralidad como una dimensión, es decir, no consideramos que un sujeto sea moral o no lo sea, sino que valoramos el diferente grado de moralidad que muestra o el distinto tipo de moralidad.

La Teoría molecular de la moralidad propone la existencia de distintas moléculas que explicarían la aparición de la moralidad o el tipo de moralidad, según las combinaciones que se den entre las diferentes moléculas. Veamos pues qué moléculas vinculadas con la moralidad nos propone Scott Curry, autor de esta teoría.

1. Amor familiar

Uno de los factores para considerar un sujeto como moralmente bueno es valorar su relación con su familia, cómo se porta con ellos y si siente estima. De este modo, se muestra una tendencia a favorecer a las personas que sean familiares, con las que compartimos genes.

2. Respeto la autoridad

El respeto a la autoridad se entiende como respetar a los superiores. Es frecuente que los individuos de una sociedad se sitúen en jerarquías, ya sean jerarquías más explícitas como pueden ser los cargos o lugar de trabajo y otras más implícitas, como pueden ser las personas mayores, que tienen más edad que uno mismo. Es conocida a nivel social la idea de que debemos respetar a las personas mayores.

3. Lealtad al grupo

Un componente fundamental para cooperar consiste en ser leal a los demás, al grupo, para así trabajar de forma conjunta, para conseguir beneficios para todos. Actuar de manera moral consiste en primar los beneficios grupales antes que los propios.

4. Reciprocidad

Para que dos o más sujetos puedan cooperar es necesario que ambos trabajen para conseguir tal propósito, es decir, que los dos procuren actuar de manera conjunta y relacionada para lograr la meta común. Podríamos describirlo como un comportamiento en paralelo pero relacionado; ambos actúan al mismo nivel, no distinguimos un líder o alguien que aporte más a la relación, lo hacen por igual.

5. Valentía

Actuar con coraje y valentía son dos rasgos que se vinculan con actuar cumpliendo la moralidad, ya que en ocasiones la opción más fácil puede ser comportarnos de manera egoísta, sin tener en cuenta a los otros sujetos. Debemos mostrar un espíritu de lucha.

6. Justicia

Actuar de manera justa también es un componente a tener en cuenta para comportarnos según la moralidad. De este modo, no valoraremos las conductas según nos beneficien y nos convengan sino según sean justas, actuaremos de manera justa según las normas sociales establecidas.

7. Respeto a la propiedad ajena

Del mismo modo que tenemos que ser respetuosos con los demás, debemos también procurar por sus propiedades, es decir, no aprovecharnos de sus bienes, sino respetar lo que es suyo y no tratar de conseguir parte de ello. Dicho de otra manera, no es propio robar y, por tanto, no debe realizar esta conducta.

Combinaciones en la moralidad

La Teoría molecular de la moralidad plantea que habrá distintos tipos de moral según los diferentes tipos de cooperación, teniendo también en cuenta las diferentes culturas, ya que estas valoran la cooperación de manera distinta y, por tanto, mostrarán diferente normativa moral. Vemos pues cómo no solo hablaremos de distinta moral según la molécula que la forman sino según la combinación de moléculas que se realiza. Dicho de otro modo, los elementos antes citados como el amor a los familiares o el respeto a la autoridad se pueden vincular para dar lugar a la normativa moral que: debemos respetar a nuestros padres y abuelos, a nuestros familiares mayores.

Las combinaciones no solo permiten la unión de dos términos sino de múltiples, relacionando incluso los 7 elementos, dando un total de 127 combinaciones posibles. Algunas de estas uniones aún no están descritas, con el propósito de poder identificarlas se ha creado una tabla periódica similar a la tabla de elementos químicos, pero para situar las moléculas morales. De esta forma, se pretende que las distintas culturas participen para dar lugar a un modelo de moralidad a nivel mundial.

Esta Teoría de la moralidad rompe con la importancia dada a la religión, busca definir el concepto y plantear un estudio neurocientífico de la moralidad. Es habitual que en las distintas culturas donde son presentes diferentes religiones se plantee la moralidad como un mandato de Dios como unas normas y leyes establecidas de buena cuenta, que debes seguir si quieres ser un buen creyente. Se tratará de modificar la determinación religiosa y plantear una concepción de la moralidad como una construcción social, del grupo, es decir, se establecen unas normas que deben cumplirse como grupo, dando prioridad a esta normativa más que a los intereses o voluntad personal. De este modo, se procura fijar unas reglas que nos permitan vivir en armonía.

La moralidad es importante para un funcionamiento óptimo de la sociedad, es decir, para poder vivir en comunidad. Necesitamos del establecimiento de normativas que señalen que se valora como positivo o bueno y que valoramos como negativo. Estas normas morales las vamos adquiriendo desde pequeños y poco a poco las integramos como nuestras. Podríamos valorar la moralidad como una normativa implícita, que las personas ya damos por sentadas, entendiéndolas como leyes básicas.

Como ya hemos visto,cada cultura mostrará distinción en el tipo de moral, dando lugar a distintos tipos de combinaciones, aunque en definitiva los 7 elementos básicos los observamos de manera universal en los distintos grupos sociales. Consideramos así que existe una normativa básica para que la sociedad pueda funcionar, pese a observarse conductas amorales, que rompen el compromiso de cooperación y demuestran la tendencia más egoísta que pueden presentar los seres humanos.

  • Curry, O.S., Alfano, M.R., Pelican, C. y Bradnt, M. (2021) Moral Molecules: Morality as a Combinatorial System. Review of Philosophy and Psychology.
  • Resnik, D. (2018) Moral Theory. The Ethics of Research with Human Subjects.
  • Molina, N. (2013) La moral: ¿Innata o adquirida? Revista Colombiana de Bioética.

Psicóloga

Erin Sánchez es graduada en Psicología con mención en Psicología Clínica infantil y de adultos por la Universidad Autónoma de Barcelona. Actualmente estudia para las oposiciones de Psicólogo Interno Residente (PIR) y es voluntaria en AVAN, asociación que acoge a personas con afectaciones neurológicas, con sede en Sabadell (Barcelona).

Psicólogo/a

¿Eres psicólogo/a?

Date de alta en nuestro directorio de profesionales

Artículos relacionados