Este utensilio puede ser colocado antes del inicio del sangrado. Free to use

La menstruación es un ciclo biológico que acompaña a la mujer durante prácticamente toda su vida, puesto que tiende a iniciarse alrededor de los 12 años de edad y se presenta cada uno de los meses hasta que llega la menopausia, aproximadamente a los 50 años.

Durante todo este tiempo, el ciclo menstrual va acompañado de numerosos dispositivos y productos, para regularlo, controlarlo y hacer que interfiera lo más mínimo posible en vida diaria. Pero la aparición de la copa menstrual puede cambiar todas las dinámicas y creencias que aún perduran en torno a la menstruación.

¿Qué es la copa menstrual?

La copa menstrual, también conocida como copa vaginal, es un invento que a pesar de que parezca novedoso, cuenta con registros de patentes desde principios del siglo XX. Sin embargo, gracias a los avances de los últimos años, en la actualidad podría cambiar la forma de vivir la menstruación de las mujeres de todo el mundo.

Esta copa menstrual es un dispositivo de barrera que se introduce en la vagina con la finalidad de retener el flujo menstrual a lo largo de los días que dure el periodo. Al igual que los tampones, la copa menstrual se utiliza de forma interna, pero la principal diferencia con estos es que esta última no absorbe la sangre; sino que, al haber sido diseñada con forma de copa, almacena el flujo en su interior.

De esta forma, la menstruación queda almacenada en el interior de la copa hasta que sea el momento de extraerla de la cavidad vaginal, pudiendo desechar el flujo en el inodoro. A continuación, solamente es necesario lavarla con agua y jabón y ya se puede volver a introducir. Una vez finalizado el ciclo es sumamente recomendar esterilizarla mediante agua hirviendo antes de ser utilizada en el próximo periodo.

Estos recipientes pueden estar elaborados con diversos materiales, pudiendo ser de látex, de silicona médica o de elastómero termoplástico (TPE). A pesar de que parecen materiales muy artificiales, la copa menstrual no provoca alergias, no contiene componentes blanqueantes, ni sustancias químicas, por lo que se elimina el riesgo de toxicidad, así como la posibilidad de sufrir irritaciones vaginales.

Pero quizá la característica más relevante, que ha encumbrado a este producto, es que es reutilizable. A diferencia de los otros métodos como compresas y tampones, éste no es un artículo de usar y tirar, teniendo una vida útil de hasta 10 años.

Además del modelo en forma de copa, existe otro prototipo algo menos conocido en forma de diafragma. La ventaja de este tipo de copa es que es aún más flexible y pueden mantenerse relaciones sexuales mientras se lleva puesta, aunque esto no implique que se utilice como método anticonceptivo.

Ventajas de la copa menstrual frente a los métodos tradicionales

Como se mencionó anteriormente la utilización de la copa menstrual lleva consigo una gran cantidad de ventajas y beneficios, tanto a nivel de salud, como higiénico, económico, etc.; frente a los métodos tradicionales de gestión de la menstruación como tampones y compresas, que en comparación resultan ya desfasados.

Ventajas para el propio cuerpo

El cuerpo humano tiene la capacidad de absorber prácticamente todo lo que entra en contacto con él, y los blanqueantes, perfumes y demás sustancias químicas utilizadas en la fabricación de los tampones también son consumidos por el cuerpo.

Asimismo, el modo de actuación de los tampones, mediante la absorción del flujo menstrual, puede ocasionar sequedad vaginal, inflación y picores. Sin embargo, la copa funciona mediante el almacenamiento del flujo, eliminando cualquier posibilidad de deshidratación o irritación de la zona. Además, a diferencia de los tampones, esta puede ser insertada incluso antes de que se inicie el sangrado, evitando así posibles sorpresas indeseadas.

Otros beneficios para el propio cuerpo son:

1. Protege la flora vaginal

Al recoger el sangrado, en lugar de absorberlo como los tampones tradicionales, protege la flora vaginal de posibles infecciones.

2. No produce olores

A diferencia de las compresas, la copa menstrual no genera malos olores al no estar en contacto con el aire. Por lo tanto, ni los absorbe ni los produce.

3. Compatible con métodos anticonceptivos

Su formato hace que sea perfectamente compatible con algunos métodos anticonceptivos como el DIU y el anillo anticonceptivo.

4. Comodidades de la copa menstrual

Las ventajas frente a tampones y compresas en cuanto a comodidad son más que considerables.

5. Es como no llevar nada

Gracias a su diseño la copa se acopla a la perfección a la cavidad vaginal permaneciendo firmemente aferrada a las paredes vaginales sin posibilidad de moverse. Además, a diferencia de los tampones, la copa no deja ningún filamento a la vista por lo que es completamente segura y discreta.

6. Compatible con cualquier ejercicio físico o actividad

La copa menstrual se introduce como un tampón, quedándose por completo dentro de la vagina, por lo que permite llevar el ritmo de vida habitual e incluso hacer todo tipo de ejercicio físico y deportes, incluyendo aquellos para lo que se se necesite una gran movilidad.

7. Se puede llevar hasta 12 horas seguidas

Al poseer una capacidad de almacenamiento mucho mayor que un tampón, y aún más que una compresa, la copa menstrual puede llevarse puesta durante mucho más tiempo, llegando a las 12 horas, a diferencia del tampón, que a lo sumo puede permanecer insertado durante 8 horas.

Además, con una sola copa menstrual se pueden abarcar todos los días del ciclo menstrual, desde los que el flujo es mucho más intenso, hasta los últimos días de periodo.

8. No es necesario llevar recambios

Si hay algo molesto durante los días del ciclo menstrual es que llegue la hora de cambiar bien el tampón o bien la compresa y no llevar más encima, al igual que la incomodidad de cargar con cantidad de recambios tanto en el día a día como en el caso de ir de viaje.

Con la copa menstrual, una sola copa es suficiente para abarcar todo el ciclo. Una vez llena o pasadas las 12 horas, solo es necesario extraerla, vaciarla en retrete y limpiarla con agua y jabón; pudiendo utilizar la misma una y otra vez.

9. Se puede utilizar durante la noche

A diferencia de los tampones, cuya utilización por la noche es altamente criticada por ser perjudicial. La copa menstrual se puede utilizar perfectamente durante las horas de sueño. Siendo igual de segura que durante el día y sin la posibilidad de manchar la ropa interior, el pijama o la ropa de cama.

Ventajas económicas

Se estima que el gasto en compresas y tampones por mujer es de entre 350 y 400 euros anuales, sobre todo si se tiene en cuenta que, en España, estos productos aún conservan un gravamen del 10% de IVA, en lugar del 5% propio de los productos de primera necesidad. Si se tiene en cuenta que la utilización de la copa menstrual elimina el uso de compresas y tampones, esto representa un ahorro significativo para las mujeres.

Asimismo, la copa menstrual es reutilizable, es decir, solamente se necesita tener una, y si esta está bien cuidada puede durar hasta diez años, lo cual significa 10 años sin comprar ningún otro tipo de utensilios para la menstruación.

Finalmente, el precio de la copa menstrual está en torno a los 20€ o 30€, por lo que teniendo en cuenta su duración, el gasto de amortiza en mucho menos de medio año.

Ventajas para el medio ambiente

Considerando que una sola copa menstrual puede reemplazar el uso de todos los tampones y compresas que usamos a lo largo de diez años, el impacto positivo en el medio ambiente es más que considerable.

Disminuye el volumen de residuos

Una sola mujer puede llegar a general hasta 6 kilos anuales de residuos en tampones y compresas; teniendo en cuenta la larga duración de la vida útil de la copa menstrual, esto significa una reducción en el nivel de residuos muy importante.

Su fabricación es más limpia

La elaboración de compresas y tampoco implica la utilización de una gran cantidad de capas de materiales y embalajes, por lo que su producción lleva asociada altos niveles de polución.

En comparación, la copa menstrual solamente se elabora con un solo material y no es necesario recurrir a tantas a lo largo de la vida.