¡Ups!

Se ha producido un error inesperado. Por favor, inténtalo otra vez o contacta con nosotros.

Asterixis: qué es, tipos, síntomas asociados y tratamiento

¿Qué es la asterixis? Veamos en qué consiste esta alteración motora, y sus tipos.

Nahum Montagud Rubio

Nahum Montagud Rubio

Asterixis

La asterixis es una alteración motora presente en varias alteraciones hepáticas, renales, respiratorias, cardíacas y cerebrales.

Se manifiesta en forma de temblores, similares a los que hace un ave al aletear, y puede ser provocada por muchas causas diferentes. Profundicemos más adelantes sobre cuáles son las características de este signo clínico.

¿Qué es la asterixis?

La asterixis (del griego “a” y “sterig”, “no sujetar”) es un signo clínico usado para describir una alteración neuromuscular que consiste en la aparición involuntaria de interrupciones rítmicas de una contracción muscular, y se suele manifestar generalmente por temblores en las articulaciones de la muñeca, metacarpofalángicas y de la cadera. Este problema suele afectar a ambas manos, aunque puede también afectar solamente a una en particular.

Este problema es también llamado temblores o aleteos hepáticos (en inglés “liver flap”) y fueron descritos por primera vez en 1949 en pacientes con insuficiencia hepática grave y encefalopatía. Estos movimientos musculares son totalmente involuntarios y, generalmente, aparecen cuando se encuentran los brazos extendidos y las muñecas flexionadas. A los pacientes aquejados de esta condición médica se les hace difícil mantener estable la parte del cuerpo afectada.

A pesar de tener la apariencia de un temblor y que suelen denominarse así, realmente la asterixis no es considerada un temblor en el sentido estricto de la palabra, sino más bien contracciones repetitivas producidas por relajaciones repetidas de los músculos ocupados en movimientos espontáneos. No obstante, cuando se ve a un paciente aquejado por este trastorno motor, su comportamiento físico se asemeja al de un ave que está moviendo las alas, motivo por el cual en el lenguaje más cotidiano se les llama temblores.

En la mayoría de los casos esta condición se desarrolla en las manos, pero no es exclusivo de esa zona. El aleteo involuntario puede observarse también en otras partes del cuerpo humano, como los párpados, en forma de temblor en los labios y la lengua o el movimiento de tobillos y pies involuntarios también serían signos de asterixis.

Temblor de manos

Síntomas asociados

La asterixis es un trastorno motor cuyo síntoma principal es el más visible: el temblor o aleteo involuntario de partes del cuerpo, sobre todo en las manos y las muñecas. Este temblor suele consistir en un movimiento brusco e irregular, con una frecuencia de 3 a 5 Hz que ocurre cuando la persona estira los brazos y flexiona las muñecas. A la persona se le hace difícil mantener una posición completamente fija.

Este fenómeno puede implicar dolor en las articulaciones y los músculos, además de debilidad e incomodidad. Como hemos comentado, otras partes del cuerpo también pueden presentar una alteración motora que se consideraría como asterixis per se, como en la mandíbula, la lengua, el cuello y los párpados.

Un paciente que padece asterixis puede mostrar otros síntomas según cuál sea la causa de su trastorno motor. Un ejemplo de ello es la asterixis bilateral causada por una encefalopatía metabólica que suele presentar unos síntomas muy desarrollados. En este caso esta condición también puede venir acompañada de un estado mental a causa de los niveles irregulares de neurotransmisores circulando por la sangre y que provocan un comportamiento bizarro.

Aunque la asterixis es una condición motora, esta puede venir acompañada de síntomas tales como ictericia (coloración amarillenta en la piel) por acumulación de bilirrubina, hinchazón o edema en los pies, calambres causados por un desbalance de electrolitos y diarrea que puede ir acompañada por hemorragias. También puede darse sangrado de encías, sangre en la orina y vómitos de sangre (hematemesis).

Tipos de asterixis

Pueden ser varias las causas detrás de un caso de asterixis, yendo desde órganos enfermos hasta lesiones cerebrales. Basándose en esto, la asterixis se clasifica principalmente en dos tipos.

1. Bilateral

Entre las causas más comunes de la asterixis bilateral tenemos las encefalopatías metabólicas, especialmente hepáticas y renales.

Las alteraciones en los riñones y en el hígado son especialmente perjudiciales para el organismo en general y para el cerebro en particular, debido a que al no trabajar correctamente se producen desequilibrios en los niveles de electrolitos y otras sustancias químicas en sangre. Al perderse la homeostasis orgánica, tanto el cerebro como otros órganos dejan de funcionar correctamente y esto se puede evidenciar en forma de asterixis.

Es importante destacar cuál es el nexo concreto entre este tipo de asterixis y el hígado y los riñones. Estos tres órganos tienen un papel muy importante en el metabolismo del cuerpo, puesto que se encargan de eliminar desechos tóxicos del organismo, ya sea por medio de metabolizarlos e inactivaros o, directamente, eliminándolos del organismo a través de la excreción.

Uno de los desechos principales producto del metabolismo corporal es el nitrógeno. Esta sustancia, cuando no es eliminada adecuadamente, se acaba incorporando a otras proteínas en la sangre y las convierte en neurotransmisores aberrantes, los cuales provocan los temblores periféricos tan característicos de la asterixis.

Cabe decir que las alteraciones en el hígado y los riñones no son las únicas potenciales causas detrás de un caso de asterixis. También las enfermedades cardíacas y respiratorias, además de la intoxicación por sustancias pueden estar detrás de un caso de este tipo de asterixis.

2. Unilateral

La asterixis unilateral es causada principalmente por lesiones cerebrales focales en la zona del genu (rodilla) de la cápsula interna y el tálamo ventrolateral.

Esto es debido a que es en esta región por donde precisamente salen fibras nerviosas directas desde la corteza cerebral con acción motora. Las lesiones en el cerebro medio, la corteza parietal y la corteza frontal medial también pueden ser causas de la asterixis unilateral.

Patologías relacionadas

Son varias las condiciones médicas en las que podemos encontrar la asterixis como un síntoma, tanto directamente relacionado como indirectamente.

La encefalopatía hepática es una condición propia en pacientes con cirrosis. Esta problemática provoca deterioro cerebral que viene acompañado de varias alteraciones a nivel psicológico, como cambios en la personalidad y confusión. Añadido a esto, y como hemos comentado en el apartado de la asterixis bilateral, la encefalopatía hepática puede causar los temblores característicos de la asterixis.

Otra condición en la que se puede dar este trastorno motor es en la insuficiencia respiratoria severa. Este problema respiratorio es causado cuando a los pulmones les resulta difícil absorber el oxígeno y liberar el dióxido de carbono, lo cual causa dolores de cabeza y pérdida significativa de reflejos. Cuando se alcanza el punto crítico se puede manifestar la asterixis, momento casi inmediatamente anterior al de que el paciente caiga en un estado de coma.

También podemos hablar del síndrome urémico, un trastorno renal que se da cuando hay un mal funcionamiento de los riñones. A medida que esta condición médica va agravándose, esta puede dar como resultado asterixis al perder la persona el control de su movimiento motor voluntario progresivamente.

Por último tenemos el hecho de que la intoxicación por sustancias puede dar como resultado este trastorno motor. Entre las sustancias que pueden causar asterixis tenemos principalmente el alcohol y medicamentos, entre ellos barbitúricos, carbamazepina, gabapentina, valproato, litio, ceftazidima y metoclopramida, fármacos que todos ellos tienen como potencial efecto secundario este trastorno motor.

Otras de las enfermedades y condiciones médicas que se les atribuye el ser posibles causas de la asterixis tenemos:

  • Azotemia
  • Hemorragia subaracnoidea, hemorragia intracerebral y hematoma subdural
  • Insuficiencia cardíaca congestiva
  • Enfermedad de Wilson
  • Hipomagnesemia
  • Hipocalemia
  • Hipoglucemia

Tratamiento de la asterixis

El tratamiento para este trastorno motor suele orientarse a la solución y corrección de su causa o aquella condición médica en la cual se ha presentado como síntoma. Si por ejemplo lo que ha provocado asterixis es una sustancia, ya sea por intoxicación o como efecto secundario de un fármaco, el tratamiento sería simplemente el recomendar la suspensión de la toma de esa sustancia o modificar las dosis.

Sin embargo, en caso de que lo que ha causado estos temblores sea una condición médica más grave, como pueden ser alteraciones hepáticas, renales o pulmonares o una hemorragia a nivel cerebral, el tratamiento dependerá de la gravedad en la que se encuentre el órgano afectado y las posibilidades de poder intervenir. No se recomienda el uso de medicamentos antimioclónicos en pacientes que padecen asterixis puesto que se conoce que estos fármacos empeoran los síntomas en vez de tratarlos.

En caso de que la asterixis sea provocada por una enfermedad renal terminal, se recomienda la diálisis puesto que puede ayudar con el filtrado de los productos tóxicos de la sangre y reducir la sintomatología, aunque este método es ineficiente en los casos en que la enfermedad se deba a una alteración hepática, siendo necesario en estos casos un trasplante de hígado.

Graduado en Psicología con mención en Psicología Clínica por la Universidad de Barcelona. Postgrado de Actualización de Psicopatología Clínica en la UB.

Psicólogo/a

¿Eres psicólogo?

Date de alta en nuestro directorio de profesionales

Artículos relacionados